TRIBUNALES

Acusado de robar una avioneta en el aeródromo de Antela

el fiscal dice que uno de los dueños supo del plan para forzar al otro copropietario a realizar la venta

Acusado de robar una avioneta en el aeródromo de Antela

El fiscal acusó a Sergio F.M de robar una aeronave en las instalaciones de Antela, en Xinzo, el 14 de febrero de 2012. Posteriormente, según ese relato incriminatorio, la desmontó por piezas, algunas de ellas esenciales como, por ejemplo, la hélice. Las alas fueron localizadas en el aeródromo de Cerval, en Portugal. Los desperfectos fueron tasados en 30.239 euros.

La avioneta era propiedad de A.V.G. y C.G.R. desde el 10 de mayo de 2007. A principios de 2011, comenzaron una serie de conversaciones para una posible venta. En la escritura notarial firmada el 18 de marzo de 2011 se establecía que el copropietario C.G.R. autorizaba a Sergio F.M. a usar la aeronave y a repararla si fuese necesario, por un plazo improrrogable de tres meses, ya que tenía proyectado formalizar un contrato de compra-venta. En la mencionada escritura, se especificaba que, en caso de no formalizarse el contrato en ese plazo, el inculpado no podría reclamar nada por los gastos ocasionados.

Finalmente, las negociaciones para la compra-venta no fructificaron, aunque, según el fiscal, A.V.G. y Sergio F.M. querían que se llevase a efecto la operación, a lo que se oponía el otro copropietario, C.G.R.

La acusación pública sostiene que el robo de la aeronave se realizó con conocimiento de uno de los dueños. Además de apoderarse de ella, cuando estaba en el hangar, que apareció con la puerta apalancada, el fiscal dice que Sergio F.M. se llevó un ordenador portátil, una videocámara, una bomba de trasvase de combustible y diversas herramientas propiedad de C.G.R., cuyo importe global supera los 400 euros.

La acusación pide un año de cárcel por el robo, seis meses por coacciones y una multa de 10 meses, a 10 euros al día, por los daños.