TERCERA DIVISIÓN

Marquitos marcó la diferencia

El gol del delantero vigués le dio la victoria a la UD Ourense ante sus vecinos del Ourense CF, que mermado por las bajas llegó muy justo al final

Luis González, controla un balón (MARTIÑO PINAL)
Luis González, controla un balón (MARTIÑO PINAL)
Marquitos marcó la diferencia
UD OURENSE 1-0 OURENSE CF

El derbi cayó del lado rojillo. Los de Fernando Currás, gracias al tanto de Marquitos, se llevaron la victoria ante sus vecinos del Ourense CF, que pese a las ausencias mantuvieron el tipo.

Es lo que tiene el fútbol. Que todo lo que preparas se va al garete cuando aparecen las rachas. Y en esa esta ahora mismo el jugador unionista Marcos Alonso, Marquitos. Sin apenas protagonismo en buena parte de la primera vuelta, supo esperar su momento y de qué manera. Marca semana sí y semana también y salvo en la victoria ante el Ribadumia, estuvo presente con sus goles en los demás. Este sábado repitió. 

Cuando parecía que el 0-0 podría ser el resultado final apareció, tras un centro de Rubén Arce, para rematar de cabeza y poner el 1-0 que fue definitivo.

El derbi volvió a deparar un gran ambiente en las gradas, con cerca de tres mil aficionados que volvieron a demostrar que Ourense quiere fútbol, y que también se comportaron con deportividad en las gradas, en un choque con más emoción que buen juego. 

Salió bien la Unión Deportiva y el delantero Isma tuvo su momento de gloria a los 50 segundos pero Diego García aguantó bien y despejo a córner. Fue un espejismo ya que la primera parte fue del Ourense CF. Róber y Beceiro pusieron a prueba a Pato que atrapó sin problemas. Los pontinos llevaban el control y de nuevo Beceiro en una falta directa y Raly Cabral volvieron a meter el miedo en los rojillos. Incluso antes del descanso el juvenil Gabriel Civile, que este sábado debutó con el Ourense CF, tuvo la suya tras un saque de esquina pero la mando arriba.


Mas dominio rojillo


En la segunda parte la UD Ourense dio un paso al frente. Controló la pelota y fue el dominador, aunque era más la sensación que el peligro que creaba. Aunque la más clara fue para los de Fran Justo en una contra de Iago Beceiro que pasó a Róber, que solo ante Pato no fue capaz de definir y el meta uruguayo despejó con acierto el remate.

Dos faltas directas para los rojillos fueron la antesala del gol. La primera la mandó Marquitos un poco desviada y la segunda fue para Alfredo, demasiado floja y sin problemas para Diego García.

En el minuto 82 llegó el único gol. Rubén Arce superó a su par en banda derecha y su centro lo remató de cabeza Marquitos desatando la locura. El Ourense CF quedó noqueado, pero sacó fuerzas de donde ya no había e intentó la heroicidad. Desde 35 metros probó fortuna el debutante Manu Mariña pero Pato desvió con apuros. No había tiempo para más.