FÚTBOL

El Concello acusa al Celta de frenar varias reformas en Balaídos

Asegura que no le facilitó las reparaciones en Gol y Marcoador, y que no hay daños severos en la estructura ni riesgos para la seguridad

El Concello afirma que el Celta no respondió a su solicitud para entrar en Balaídos y realizar las obras.
El Concello afirma que el Celta no respondió a su solicitud para entrar en Balaídos y realizar las obras.
El Concello acusa al Celta de frenar varias reformas en Balaídos

El Concello respondió este martes a las acusaciones del Celta sobre la supuesta falta de seguridad en el estadio de Balaídos y afirmó que es el propio club celeste el que está impidiendo el inicio de las pequeñas reparaciones que quiere realizar desde hoy hasta el sábado en las gradas de Gol y Marcador.
En un comunicado firmado por Javier Pardo, segundo teniente de alcaldía de Vigo y concejal de Fomento, el gobierno municipal explica que "nunca dejamos de supervisar el mantenimiento de cubiertas y gradas del estadio y el Celta es conocedor de esto. Obran en sus oficinas diferentes comunicaciones informando de que se va a entrar a hacer las obras menores de mantenimiento en la grada de Marcador, como ya se hicieron en noviembre".

El Concello señala que el pasado 26 de diciembre envió un correo electrónico al director de Seguridad del Celta en el que se informaba de que se realizarían desde el día siguiente trabajos de mantenimiento en cubiertas y gradas de Marcador y Gol, y que el director de Seguridad céltico contestó: "Recibido, gracias".

El comunicado añade que el 28 de diciembre, el Concello envió otra comunicación al club y, "ante la falta de respuesta", indicó que se continuaría con las tareas de mantenimiento el 2 de enero. En el primer escrito que envió al Celta, el Concello recogía que para realizar las obras "es necesario que la empresa que está ejecutando las mismas pueda acceder por el portalón de la policía a la zona de grada para poder trabajar en altura, por lo que necesitamos de vuestra colaboración para que autorices al personal que corresponda que nos facilite el acceso entre los días 2 y 5 de enero".

En la segunda comunicación, el jefe del servicio de Vías y Obras e Infraestructuras del Concello explicó que "os he llamado hoy pero no encontré respuesta. No disponemos de copia de llave de esa puerta del estadio, por lo que es necesario que el miércoles 2 de enero a las 8:00 horas esté alguien del club en ese lugar para abrirnos o bien nos facilitéis con anterioridad copia de la llave". Sin embargo, según informó ayer el Concello, el Celta no respondió a ninguna de las dos comunicaciones, por lo que desconoce si hoy podrá iniciar o no las obras de mantenimiento previstas en Gol y Marcador.

El comunicado municipal sale al paso de un anuncio publicado por el club celeste el pasado 31 de diciembre en los medios de comunicación, en el que se afirmaba, entre otras cosas: "Señor alcalde, a día de hoy no sabemos si autoriza la apertura de las gradas de Marcador y Gol para el próximo partido, el 7 de enero", y "no sabemos si tenemos que reubicar a los celtistas, socios y aficionados en otras gradas".

El Concello considera que la estructura de Balaídos es segura y que sólo son necesarias obras menores de mantenimiento.