ECONOMÍA

El Gobierno asume que no reducirá la deuda pública en 2016

En 2017 el endeudamiento de las administraciones públicas bajará una décima, hasta el 99,7 % del PIB, frente al 99,0 % de la anterior previsión, según recoge el proyecto presupuestario.

El Gobierno asume que no reducirá la deuda pública en 2016

El Gobierno en funciones calcula que este año la deuda del conjunto de las administraciones públicas se mantendrá en el 99,8 % del PIB, igual que al cierre de 2015 y siete décimas por encima del 99,1 % anteriormente previsto, en tanto que en 2017 se reducirá una décima, hasta el 99,7 % del PIB.

Hasta el pasado julio, el Ministerio de Economía sostenía que se cumpliría el objetivo anual del 99,1 % y que 2016 sería el segundo año de reducción del porcentaje de la deuda pública sobre el PIB desde el inicio de la crisis.

Con los últimos datos conocidos hasta agosto la deuda pública se mantiene por encima del 100 % del PIB (1.102.114 millones de euros), con lo que tendrá que bajar todavía unas décimas para cumplir la previsión del 99,8 % del PIB que el Gobierno en funciones ha incluido en el proyecto presupuestario enviado a Bruselas el pasado fin de semana.

Al respecto, cabe señalar que el indicador de deuda pública tiene un importante componente estacional, puesto que los principales vencimientos se producen en los meses de enero, abril, julio y octubre, en los que habitualmente sube el volumen de la deuda.

En 2017 el endeudamiento de las administraciones públicas bajará una décima, hasta el 99,7 % del PIB, frente al 99,0 % de la anterior previsión, según recoge el proyecto presupuestario.

De acuerdo con este documento, aunque el nivel de deuda sobre PIB no bajará en 2016, el gasto en intereses será una de las partidas que más se reduzcan este año, más de un 7 %.

Para 2017 la reducción "no será tan pronunciada", ya que el Gobierno ha realizado una previsión conservadora teniendo en cuenta que los tipos de financiación se encuentran ya en niveles mínimos, con lo que esta partida -medida en términos de PIB- pasará del 2,8 % al 2,7 % del PIB.