Rescatadas 10 personas de un autobús que estaba a punto de caer a un río

El vehículo patinó por la nieve y quedó apoyado en uno de los guardarraíles de la vía de la N-611 en Cantabria

Rescatadas 10 personas de un autobús que estaba a punto de caer a un río

Una decena de personas, ocho pasajeros y dos conductores, ha sido rescatada este sábado por la mañana al patinar por la nieve el autobús en el que viajaban y quedar apoyado el vehículo en uno de los guardarraíles de la N-611, a la altura de Bárcena de Pie de Concha, con riesgo de caer al río.

En un comunicado, el 112 ha explicado que el Centro de Atención de Emergencias del Gobierno de Cantabria recibió la llamada a las 10.30 horas, tras lo cual movilizó un importante operativo formado por agentes de la Guardia Civil y bomberos de los parques de bomberos de Reinosa y Los Corrales de Buelna, junto a miembros del servicio de mantenimiento de carreteras.

Tras rescatar a los pasajeros, que fueron trasladados por la Guardia Civil hasta su destino, en Reinosa, los bomberos autonómicos procedieron a la estabilización del vehículo en el entorno de la carretera nacional.

También, por la mañana, sobre las 11.00 horas, se ha procedido al rescate de varios vehículos que quedaron atrapados en la A-67, al no llevar cadenas, a la altura de Pesquera y Santiurde de Reinosa. En este momento, la A-67 está abierta, aunque con precaución.

14 INCIDENCIAS POR EL TEMPORAL

Las lluvias también han provocado un argayo en la CA-655, entre Arredondo y Bustablado, que corta uno de los carriles de la vía. 

Por otra parte, en la CA-136, que une las localidades de Reocín y Santillana del Mar, se produjo una salida de vía de un vehículo, cuyo ocupante tuvo que ser rescatado por bomberos del parque de Torrelavega. 

Y en Viérnoles, la policía local inspeccionó el desbordamiento de un pequeño riachuelo, sin más incidencias relacionadas.

Los bomberos del parque autonómico de Valdáliga también han intervenido por la caída de un árbol en la subida al palacio de Sobrellano en Comillas.

En total, el Centro Atención de Emergencias 112 del Gobierno de Cantabria ha recibido por la mañana 25 llamadas relacionadas con la lluvia y la nieve y ha coordinado 14 incidencias por estos fenómenos adversos.