CRÉDITO

Una alternativa al alza ante las comisiones en las tarjetas y la limitación de pago en efectivo

La última reforma de Cristóbal Montoro pretende reducir el pago máximo a mil euros

Una alternativa al alza ante las comisiones en las tarjetas y la limitación de pago en efectivo

El pago a través del teléfono móvil es una nueva alternativa con cada vez más adeptos ante las comisiones por mantener las tarjetas bancarias y la limitación de pagos en efectivo. Y es que el Ministerio de Hacienda tiene como caballo de batalla la lucha contra el fraude y para ello limita cada vez más el uso dinero en metálico.

La última reforma de Cristóbal Montoro pretende reducir el pago máximo a mil euros. Al mismo tiempo, las entidades financieras suman nuevas comisiones al mantenimiento de las tarjetas o su uso en cajeros distintos a los de la entidad emisora, tanto de débito como de crédito.

En ese contexto, al pago a través del teléfono móvil se configura como una alternativa viable, segura y práctica para afrontar gastos diarios sin tener que abonar por ello una comisión adicional. De momento estas aplicaciones tienen limitada la cantidad a pagar en función de la entidad bancaria, en el caso de Abanca hasta 150 euros, por motivos de seguridad.

Pero el avance de la tecnología móvil permite predecir un aumento en el uso de este método de pago y la aparición de aplicaciones cada vez más seguras. Al margen de estos datos, hay que tener en cuenta que el debate sobre eliminar el efectivo y dar el paso a una economía únicamente “digital” está encima de las mesas de los países europeos, con Suecia como una de las principales defensoras de estos sistemas.