ENTREVISTA

Jaume Vives: "La gran cagada del Gobierno es convocar elecciones tan pronto"

Desde las 20.15 horas el periodista Jaume Vives, fundador de Resistencia Catalana, explicará su activismo contra el independentismo

Jaume Vives.
Jaume Vives.
Jaume Vives: "La gran cagada del Gobierno es convocar elecciones tan pronto"

El salón de actos de la Politécnica del Campus Universitario de Ourense acoge hoy el Foro La Región bajo el título "Resistencia frente al independentismo", a las 20,15 horas, que contará con la conferencia del periodista Jaume Vives, fundador de Resistencia Catalana, que hablará de su activismo contra el independentismo. "Hay cosas chocantes en ese movimiento, intentaré explicar de dónde vienen", dice Vives, que saltó a la fama por contrarrestar las caceroladas con música de Manolo Escobar y el himno de la Guardia Civil desde su balcón.

¿Cómo nace esta Resistencia Catalana? 

Es la respuesta a la matraca del independentismo catalán durante años. Tras tantas semanas de mentira tras mentira y esa espiral de victimismo, dio comienzo esa tradición tan patética que tenemos aquí de las caceroladas. A raíz de ahí, con los altavoces que me llevé a Irak, empezamos a organizar cosas cada día para contrarrestarlo. 

¿Cómo os ha recibido la gente?

Un vecino nos tiró un huevo en la puerta, nos han puesto una esvástica en el buzón, nos han insultado a veces... Pero la respuesta ha sido positiva. Cada noche, en nuestro patio de vecinos, con más de 700 balcones, se iba sumando más y más gente con sus linternas. 

¿Es cierto que hay una mayoría silenciada?

Sí, durante muchos años los independentistas han hecho una propaganda muy buena y muy potente que ha calado también en los que no somos independentistas. En ese imaginario social, los cutres eran los que se sentían españoles y los 'guays' eran los independentistas. Eso caló hasta tal punto que la gente no quería hablar. Si eras empresario y te pronunciabas a favor de los cutres, podías tener gente en contra; si eras periodista y te posicionabas a favor de los cutres, perdías credibilidad... Pero han hecho el ridículo de una manera tan estrepitosa que mucha gente se ha dado cuenta de que no somos los cutres. Nos lo han puesto en bandeja. No es que hayamos salido del armario, sino que nos han abierto las puertas y nos han sacado. Pujol debe de estar retorciéndose al ver cómo han acabado en unos meses con toda la propaganda que él hizo sobre lo español como algo rancio y oscuro. En la vida había visto tanto patriotismo en Barcelona. 

Habla usted de Pujol, ¿dónde se ha metido todos estos meses?

No lo sé, a lo mejor está en el convento con la madre superiora (risas). Al que han sacado un poco es a Artur Mas, porque aún tiene algo de carisma y les sirve para contrarrestar la ineptitud de Puigdemont. 

Las encuestas señalan que pese a todo el independentismo no se resiente demasiado...

Hombre, es que a ti te ofrecen un sueño, que si consigues la independencia serás la persona más libre y feliz del mundo, y si tú te lo crees, ya no lo abandonas. Han visto cómo sus políticos les engañaban, han visto cómo Junqueras les mentía con las empresas, han visto cómo Mas se rió en su cara con lo de los bancos... Da igual, no van a atender a razones. Es muy fácil demostrar que no hay presos políticos, que democracia no es solo votar.... Pero eso no cala en una parte de la sociedad que persigue un sueño de Disney que va más allá de la razón. 

Ya, pero ahora hay elecciones. ¿Y si vuelven a ganar otra vez?

Es que esa es la gran cagada del Gobierno central. Porque, aunque no explícitamente, han convertido estas elecciones en unas plebiscitarias. Esto no se va a solucionar en un mes, y no es la solución convocarlas tan pronto. Han hecho un trabajo de muchos años basado en una mentira histórica. Si fuera cierta la historia que ellos cuentan de Cataluña, yo estaría en ese lado. El problema es que se basa en una gran mentira y no puede llegar a nada bueno. Hay que hacer ver que es fruto de la enajenación mental de unas personas. El problema es que hay fábricas de "indepes", como algunos medios, y si no se contrarresta, en 10 años serán el 70%. 

¿Pero se está haciendo bien desde el lado constitucionalista? 

Los independentistas venden ilusión y esperanza, y en el otro lado hablan de que las leyes dicen nosequé o que la constitución dice tal y cual. Y eso no sirve de nada. Hay muchos a los que les importa un carajo pasar penurias económicas porque están convencidos de que con la independencia conseguirán la libertad, que serán más felices. Es absurdo, pero es así.