GALICIA

El auditor de Pescanova anuncia que recurrirá la fianza impuesta por el juez

En un comunicado, la empresa ha señalado que "no comparte" la decisión de la Audiencia Nacional de incluir a la firma en la lista de acusados

El auditor de Pescanova anuncia que recurrirá la fianza impuesta por el juez

 La compañía auditora BDO ha anunciado hoy que recurrirá la fianza que le ha impuesto el juez, por 45,7 millones de euros, en el marco del llamado "Caso Pescanova" por avalar las cuentas de la compañía pese a que estas habían sido falseadas.

En un comunicado, la empresa ha señalado que "no comparte" la decisión de la Audiencia Nacional de incluir a la firma en la lista de acusados -formada por diecinueve personas físicas y doce sociedades-, y ha considerado que durante la instrucción quedó demostrado "que, en ningún momento, tuvo conocimiento del fraude perpetrado en Pescanova" y que no hubo "connivencia".

"BDO acreditará en la fase de juicio oral que no se ha encontrado ningún indicio racional de delito en el comportamiento y las actuaciones realizadas por la firma en sus labores de auditoría", han defendido sus responsables.

Aunque el recurso anunciado por la auditora sólo hace referencia a esa fianza de 45,7 millones, la empresa también es responsable subsidiaria por la actuación de su socio Santiago Sañe Figueras, responsable de evaluar las cuentas de Pescanova durante varios años y a quien se le ha impuesto una fianza de 161 millones.

En el auto del juez José de la Mata, con fecha de 11 de junio y conocido hoy, se asegura que BDO tenía un conocimiento "profundo y detallado sobre la contabilidad de Pescanova, fruto de su activa presencia y labor" para el grupo.

Pese a ello, "en ningún momento el auditor externo presentó objeciones" sobre la elaboración de las cuentas anuales o la información financiera facilitada al mercado, aunque con posterioridad se detectó que existían irregularidades para maquillar las cuantiosas pérdidas.

BDO fue el auditor externo independiente de la compañía gallega desde el año 2002, hasta que se declaró en concurso de acreedores, en marzo de 2013.