VERANO

Miles de personas toman Vigo con O Marisquiño

El deporte y la cultura urbana inundan As Avenidas con una asistencia multitudinaria a pruebas y conciertos.

 

El espectacular vuelo de las motos, seguido por numeroso público.
El espectacular vuelo de las motos, seguido por numeroso público.
Miles de personas toman Vigo con O Marisquiño

Gorras, gafas de sol "efecto espejo", camisetas anchas, tatuajes y peinados a la última moda. Esa era la indumentaria que más se repitía entre los jóvenes asistentes en la jornada inaugural de la nueva edición de O Marisquiño. Miles de personas no se quisieron perder las pruebas clasificatorias de BMX o skateboard que tuvieron lugar en el corazón del "village".

Desde familias con niños pequeños hasta grupos de jóvenes circulando en skate. El paseo de As Avenidas se metió de lleno en el "espíritu callejero" que caracteriza al festival, una cita obligada para todo aficionado a los deportes urbanos.

"El ambiente que se crea durante este fin de semana es espectacular" afirmaba Yago Bao, que repite en su visita al "village" de O Marisquiño. A lo largo de todo el paseo de As Avenidas el público se agolpaba buscando el mejor lugar para disfrutar de los entrenamientos de motocross y las pruebas en el skatepark. 

Los deportistas que participan en la nueva edición del festival tomaron contacto con los circuitos en una jornada que sirvió de antesala a las grandes pruebas que se disputan durante el fin de semana. Una de ellas, la holandesa Candy Jacob, actual campeona femenina de skate de O Marisquiño, llegaba a media tarde al skatepark para demostrar su talento y el potencial para repetir su triunfo.

En las gradas, cientos de asistentes celebraban cada pirueta a ritmo de rap bajo el imponente sol que obligaba a muchos otros a hacer una pausa en las zonas arboladas. La jornada deportiva dió paso al apartado musical con los conciertos que mantuvieron el ritmo hasta altas horas de la madrugada.
"El cartel de este año está genial, a pesar de la polémica que hubo" reconocía Fernando Sánchez, un amante del evento, que como muchos otros, repite la experiencia con la mejor cultura urbana.