+ MOTOR

El Alpinche salta al mundo virtual con un videojuego

Los aficionados al motor podrán disfrutar de un simulador del mítico vehículo creado por Estanislao Reverter 

El Alpinche salta al mundo virtual con un videojuego

El sonido del motor Porsche, el accionamiento de la caja de cambios y la estampa única de un coche que marcó una época en el mundo de la competición española a principios de los años 70, el Alpinche, estarán un poco más cerca del aficionado.

La evolución técnica y ha permitido que la empresa ourensana Spauria desarrollase un videojuego homenaje a la famosa creación de Estanislao Reverter.

Con la colaboración de la Deputación de Ourense y después de meses de trabajo, Alpinche_VR es una realidad.

Este proyecto destaca además por ser el primero que se realiza para un modelo de competición en exclusiva, lo que lo convierte en una pieza imprescindible para todos los aficionados al automovilismo.

A través de una donación de 10 euros que irá integramente a la restauración del Alpinche original (los datos bancarios para hacer la transferencia estarán disponibles en el perfil de Facebook y en la página web de la Fundación), los aficionados que deseen hacerse con una copia de Alpinche_VR disfrutarán de tres alternativas para jugar. A través del sistema operativo Windows, en móviles con sistema Android y con un interesante Mod del simulador de conducción Assetto Corsa, considerado uno de los más realistas en cuanto a sensaciones para el jugador.

El modelo, desarrollado en 3D a partir del modelo original, cuenta con todo lujo de detalle y está basado en la versión de faro redondo, la más reconocible.

Y para disfrutar de la conducción, dos trazados especiales. En Spauria han recreado el Circuito del Noroeste, uno de los proyectos de Reverter que nunca llegaron a ver la luz (creado por Andrés Vázquez y Eusko Tracks) y el Estadio Reverter, con un recorrido ficticio pensado para carreras de alta velocidad.

Siete modos de juego

Tras la donación y la instalación del videojuego en el dispositivo elegido, el usuario contará con siete modos de juego, entre los que destacan la clásica carrera en circuito con un número de vueltas preestablecido, un modo contrarreloj, una prueba de eliminación o un modo alternativo en el que se puntúan los derrapes y no la velocidad en la prueba.

Además, también existe la sección "Simulador PRO", quizá la más atractiva de todas las disponibles en el juego.

En este modo de juego, el usuario controla absolutamente todos los parámetros del vehículo, desde el encendido a las luces, con físicas reales, que se aproximan en cierta medida a las del Alpinche original.

La restauración, a buen ritmo

En el aspecto real, la restauración del Alpinche marcha por buen camino. En silencio, el trabajo de recuperación de esta joya sobre ruedas se encuentra en un estado avanzado, muy próximo a su estado final.

El último paso ha sido la instalación del complejo sistema de dirección del vehículo, lo que permitirá que dentro de poco el Alpinche pueda descansar sobre sus ruedas.

Un videojuego único para un coche irrepetible. Un lujo que con cada donación está un poquito más cerca de volver a la carretera.