RALLY DE OURENSE

Homenaje a los mejores volantes

La Escudería Ourense hizo entrega a siete pilotos de una distinción por sus triunfos en el Rally, en un acto lleno de emoción y momentos para la nostalgia

Homenaje a los mejores volantes

Después del acto de presentación del Rally de Ourense, llegó el turno del homenaje a los vencedores de las 49 ediciones. Siete ganadores en persona y otro buen número de ellos que quisieron estar presentes aunque fuese a través del vídeo, fueron protagonistas.

El piloto que abrió la ronda en pantalla fue Jesús Puras, el hombre récord del rally. El cántabro se mostró "agradecido por el reconocimiento y feliz por formar parte de la historia de una prueba que cumple 50 años".

Eladio Doncel, con sus dos ruedas de afilar encima de la mesa recordó el "ambiente magnífico que se vivía en la ciudad y lo bien organizada que estaba la prueba".
Más actual, José María Bardolet, con un coche clásico de fondo reconoció sus "dificultades en el Cañón do Sil" algo en lo que abundó Salvador Cañellas júnior: "El Cañón do Sil es un tramo inolvidable".

El canario Luis Monzón, reconoció que "intentamos participar en el rally hasta el último momento pero no ha sido posible".

Xevi Pons, de viaje en Sudamérica, recordó, como no, su duelo con los Vallejo en 2010. "Me acuerdo de la victoria de esa temporada. Ourense es un Rally duro pero tremendamente bonito".

El protagonista de la última de las intervenciones en vídeo fue el vigente campeón, el aragonés Cristian García: "Es un rally muy especial para mí. Ahí hice mi primer podio en el nacional y guardo ese recuerdo con cariño".

Un videojuego
Tras los vídeos, presentación virtual de lo que podría llegar a ser el videojuego del Rally, desarrollado por una empresa de la ciudad y en el que el Alpinche estará presente. Luego, turno para la entrega de las distinciones.

El primero en recoger su placa, de las manos de la delegada de la Xunta en Ourense, Marisol Díaz, fue Iván Ares, vencedor de la edición de 2015. "Intentaremos recuperar el liderato de la prueba en Ourense. Fue nuestra primera victoria en el Nacional y además en la primera presencia. Nos gusta el Rally".

A continuación, turno para Sergio Vallejo, que recogió su premio de José Manuel Pérez Canal, presidente de la CEO: "Es el rally que más veces he corrido. No hemos ganado la primera vez que corrimos, hemos tenido que ser más perseverantes que Iván (Ares) hasta ganar (fue en el 2009), pero estamos muy contentos", afirmó con una sonrisa de complicidad hacia su rival.
El gerente de Expourense, Alejandro Rubín, fue el encargado de dar su placa a un mermado físicamente Miguel Fuster. "Fui operado de una vértebra la pasada semana pero quería estar aquí con vosotros. Todavía no sé si podré correr el rally, pero lo voy a intentar", lamentó.
Rosendo Luis Fernández entregó la placa a Luis Climent: "Para mí venir a Galicia era como venir a ver a la familia del norte. Guardo un magnífico recuerdo de la prueba".

"Peitos", siempre sonriente subió a por su placa, que le entregó Jesús Vázquez. Sin demasiadas palabras y muy emocionado dijo que "disputar un Rally de Ourense es complicado pero ganarlo, mucho más".

Beny Fernández fue el siguiente protagonista, con Marta Míguez como madrina. "Solo puedo acordarme de 'Lalao'. Lo poco que hice en el automovilismo fue gracias a él", dijo emocionado.
Dos nuevos galardones para los Vallejo. Yno para Diego, como copiloto con más ediciones, y otro para Sergio por sus participaciones.

Por último, el presidente de la escudería Antonio Fernández, obsequió a José Pavón, primer ganador ourensano, con su placa. El rápido piloto agradeció el reconocimiento y afirmó que "gracias a los Reverter pude pilotar grandes coches". 

El acto se cerró con un reconocimiento por parte del presidente de la Federación Gallega, Iván Corral, a la Escudería Ourense, por su 50 aniversario.