Mundial Rusia 2018

El Mundial, el reto más difícil de la saga futbolística de los Hierro

La factoría familiar de futbolistas la inició el propio padre de Hierro, Antonio Ruiz, que jugó en el Vélez CF, al igual que su hijo mayor, Pepe, mientras que el resto de sus vástagos, Antonio, Manolo y Fernando, trascendieron las fronteras balompédicas del municipio y militaron en clubes de Primera

Hierro con la mirada perdida en el entrenamiento de España.
Hierro con la mirada perdida en el entrenamiento de España.
El Mundial, el reto más difícil de la saga futbolística de los Hierro

El apellido Hierro alude en Vélez-Málaga (Málaga) a una saga de futbolistas cuyo mayor exponente, Fernando, se enfrenta al reto de dirigir a la selección española en el Mundial de Rusia con sólo 48 horas de experiencia en el banquillo nacional, un desafío que su familia vive con "ilusión".

La factoría familiar de futbolistas la inició el propio padre de Hierro, Antonio Ruiz, que jugó en el Vélez CF, al igual que su hijo mayor, Pepe, mientras que el resto de sus vástagos, Antonio, Manolo y Fernando, trascendieron las fronteras balompédicas del municipio y militaron en clubes de Primera, con el último como principal referente.

En Vélez-Málaga, el nombramiento de Hierro como seleccionador, a solo 48 horas del estreno de España en la competición mundialista, se ha recibido con alegría, y desde el jueves son habituales las felicitaciones a Pepe Hierro en el bar que éste regenta frente al polideportivo municipal, que lleva el nombre de su hermano.

Uno de los que se han acercado al negocio es Pepe Ríos, el último entrenador que tuvo Hierro en el Vélez CF antes de marcharse al Valladolid en 1987, y que, al igual que su hermano mayor, está convencido de que, con Fernando, el combinado nacional está en buenas manos.

636645141083982676wRíos ha explicado que el ahora seleccionador hizo una fase de ascenso "espectacular" en la temporada 1986-87 que posibilitó el ascenso del Vélez CF a Tercera División y tras la que fue fichado para el Valladolid Promesas, a instancias de su hermano Manolo, que jugaba en el primer equipo pucelano.

Su antiguo entrenador ha señalado que Hierro "está preparadísimo" para dirigir a la selección en Rusia por su personalidad, y ha destacado "su acto de generosidad" para hacerse cargo del equipo, algo de lo que tienen "que estar tremendamente orgullosos los veleños".

Ríos no cree que vaya a hacer ninguna revolución, ya que en dos días hay poco margen para tocar cosas, "pero seguro que él dará sus pinceladas".

Su hermano Pepe coincide en que Fernando ha antepuesto los intereses de la selección a los suyos, y ha asegurado que la noticia le ha llenado de ilusión y que verá el Mundial "con muchas ganas".

En cuanto a las circunstancias que han llevado a su hermano al banquillo, ha manifestado que eso ahora no es lo importante, sino que lo que toca es sacar adelante esta empresa y el debut ante Portugal de este viernes.

El otro hermano futbolista de Hierro que vive en Vélez-Málaga es Antonio, que considera que en la selección se ha dado una situación que ha calificado de "ridículo mundial", pero también está seguro de que Fernando va a sacar adelante este compromiso.

Antonio, que jugó en el desaparecido CD Málaga, el equipo que rechazó en su día a su hermano por sus condiciones físicas, ha afirmado que ahora verá el Mundial con más nervios, y ha resaltado el carácter del nuevo seleccionador y su conocimiento de los jugadores, además de reseñar que no es la primera vez que afronta un reto de estas características.

Ha indicado que su padre, que falleció en 2013, habría estado "muy orgulloso" de ver cómo su hijo Fernando no se doblega ante las dificultades y continúa actuando con un gran sentido de la responsabilidad.

Por su parte, la única hermana de Fernando, Remedios, ha declarado que tiene una mezcla de "ilusión, miedo y respeto" por esta nueva etapa a la que se enfrenta el que fuera capitán del Real Madrid y de la selección.

"Es algo que no esperábamos, otra vez estamos con el pellizco en el estómago, pero creo que lo hará bien y confío también en que tenga suerte, que siempre hace falta", ha incidido.