Un parque de posguerra en la calle Ribeiriño

Un parque de posguerra en la calle Ribeiriño

El parque infantil de la calle Ribeiriño, en el barrio ourensano de A Ponte, y va otro año más, parece que está atravesando una época de posguerra por el deterioro del material así como por el escaso mantenimiento. Nuestros niños no pueden jugar allí porque se arriesgan, como ya pasó en más de una ocasión, a hacerse heridas o romperse la cabeza. Y como muestra de la peligrosidad que supone, esta fotografía, con una de las ruedas ya sin caucho  y con los alambres oxidados al descubierto en el que cualquiera puede clavarse.