O CARBALLIÑO

Patricia Torres será la nueva candidata del PP en Boborás

El alcalde, Cipriano Caamaño, afirma que la elección ha sido unánime por el grupo y el partido

Cipriano Caamaño y Patricia Torres.
Cipriano Caamaño y Patricia Torres.
Patricia Torres será la nueva candidata del PP en Boborás

Cipriano Caamaño Castro, uno de los alcaldes históricos de la comarca de Carballiño, no concurrirá a las elecciones municipales del 2019, tras 28 años de mandato en Boborás. Será Patricia Torres, portavoz del grupo de gobierno y concejala de Cultura, Turismo, Educación, Deportes y Cultura desde el 2011, quien optará a la alcaldía de Boborás. De hecho, Caamaño Castro ya tiene delegada una gran parte de sus responsabilidades en la teniente de alcalde, Rosa González, y en Patricia Torres, a raíz de una intervención quirúrgica a la que se sometía en 2016. 

Rosa González ejerce como alcaldesa en funciones, pero pese a ello, Caamaño insiste en que el acuerdo ha sido unánime para decantarse por Patricia Torres como candidata por el Partido Popular, "porque nos superou a todos no sentido de interés, xestión, traballo. É unha persoa con todas as garantías de servizo, formada, con don de xentes, sensibilidade e compromiso en poñer a Boborás no mellor lugar", afirma el regidor. En ese sentido, destacó su gran sensibilidad hacia el patrimonio, la cultura y las infraestructuras, "ten a nota máxima dun 10, que revalidou moitas veces".

Cipriano Caamaño asegura que después de tantos años "vexo que hai xente ao meu lado moi boa, comprometida e competente, polo que creo que debo dar o paso ao lado". Por otra parte, afirma que si de algo se siente satisfecho es de "chegar a Boborás e coñecer este pobo, non me canso de dar as gracias aos veciños polo seu apoio maioritario en cada mandato". Caamaño nació en Cee (A Coruña) y se trasladó a este municipio para ejercer de médico hasta el momento de su jubilación.


Servicios básicos y calidad de vida


Los vecinos de Boborás siempre han dado la mayoría absoluta al equipo de Cipriano Caamaño, que gobernó cómodamente hasta la crisis interna que se produjo en 2011, cuando dos concejales, Eva Pardo y Benito González, rompían relaciones y optaban en el 2012 a las elecciones municipales como Move Boborás. Un grupo que todavía sigue haciendo oposición. El alcalde reconoce que no es fácil resumir el trabajo desarrollado desde 1991, no obstante recuerda el esfuerzo realizado para dotar de servicios básicos a los casi 90 núcleos de población.

"Fomos dos primeiros concellos en levar a auga, saneamento, alumbrado e os accesos a todos os pobos", apunta. Después de eso, señala el alcalde que se centró en mejorar la calidad de vida de los vecinos, con servicios de transporte, punto de atención a la infancia, áreas recreativas en la práctica totalidad del municipio y locales sociales, "dos que máis temos", y que recientemente se han transformado en velatorios.