VINO

Nueve bodegas de “colleiteiro" de O Ribeiro pasan a ser industriales

Las dificultades en la ampliación de zonas productoras resulta un obstáculo para el crecimiento de los pequeños empresarios

Nueve bodegas de “colleiteiro" de O Ribeiro pasan a ser industriales

 La Asociación de Colleiteiros Embotelladores de O Ribeiro ha elaborado un estudio en el que se contempla la evolución de sus bodegas en los últimos 5 años. Afirman que los resultados obtenidos son muy alentadores y muestran cómo la Denominación de Origen de O Ribeiro crece. 

En el último lustro, se han creado 18 bodegas de "colleiteiro" y la comarca del vino ya cuenta con 11 bodegas industriales, de las cuales dos son de nueva creación y nueve eran de cosecha propia. Los datos que arroja este estudio muestran el crecimiento conseguido por los pequeños empresarios. 

Una bodega de "colleiteiro" tiene su producción limitada a los 60.000 litros anuales, aunque ninguna llega a alcanzar estos datos con uva propia.Para poder ser una bodega industrial, tienen que renunciar a su identidad de "colleiteiros", ya que la legislación no le permite la compra de uva externa a sus propios viñedos. A esto hay que sumarle la complicada tarea de conseguir los terrenos suficientes para producir cerca de 90.000 botellas, no menos de siete hectáreas y media, y que estos sean colindantes. Los propietarios de los terrenos de la zona, en su mayoría, han emigrado a las ciudades y se niegan a vender. Desde la asociación critican esta mentalidad y esperan que su modo de actuar cambie, ya que si no lo hace el crecimiento empezará a descender y el rural quedará relegado al envejecimiento.