O RIBEIRO

Frente de PSOE y PP a la unificación vitícola de Castrelo

Los nacionalistas calificaron estas actuaciones como "conservadoras, reaccionarias e retrógadas" y afirmaron que en vez de mirar por el futuro, "queren que os nosos veciños camiñen cara atrás"

Plantación de viñedos en As Bouzas, en Castrelo de Miño.
Plantación de viñedos en As Bouzas, en Castrelo de Miño.
Frente de PSOE y PP a la unificación vitícola de Castrelo

El equipo de gobierno de Castrelo de Miño criticó el rechazo de la oposición ante la iniciativa de concentración parcelaria que se está llevando a cabo en la parroquia de Prado de Miño. El BNG aseguró que la oposición, compuesta por los socialistas y los 'populares', están recogiendo firmas en el municipio contra el proyecto. En concreto, destacó que la portavoz del PSOE, Catalina González, era la concelleira que más rechazo estaba presentando a esta idea, aprobada en pleno municipal en el ejercicio anterior.

Los nacionalistas calificaron estas actuaciones como "conservadoras, reaccionarias e retrógadas" y afirmaron que en vez de mirar por el futuro, "queren que os nosos veciños camiñen cara atrás".

 

 

La administración local se hizo eco de las demandas de los vecinos de Prado de Miño con la intención de ayudarles a unificar sus terrenos. En un primer momento se barajó la opción de crear un polígono agrario, como el que se construyó en el año 2010 en As Bouzas, el mayor viñedo de la Denominación de Origen de O Ribeiro. En la actualidad, está previsto unificar 1.550 parcelas en una superficie de 110 hectáreas.

Proyecto en marcha

El Concello de Castrelo presentó la solicitud a la consellería de Medio Rural hace ocho meses. En diciembre se facilitó la documentación del acuerdo plenario, con la firma de 42 propietarios. La administración gallega inició el estudio cartográfico y la elaboración del documento ambiental, que tendrá finalizado para el 5 de julio con un presupuesto estimado que ronda los 7.000 euros. En cuanto al estudio previo de iniciación, se prevé que esté disponible para el 8 de junio y su elaboración costará cerca de 5.000 euros.