CIUDAD

El Concello salva "in extremis" los fondos para los convenios

Ayudas culturales, empresariales o a los comedores escolares, entre los asuntos desbloqueados

El Concello salva "in extremis" los fondos para los convenios

El Concello de Ourense salvó "in extremis", en un pleno extraordinario y urgente, los fondos necesarios para abonar los convenios con entidades culturales, empresariales o educativas. El respaldo del pleno al paquete de modificaciones de crédito presentado por la concejalía de Facenda permitirá liberar el dinero antes del cierre del ejercicio económico y evitará que el desembolso de las ayudas tenga que posponerse hasta mediados de 2018, teniendo previsto los diferentes departamentos tramitarlo en las próximas semanas, a partir de que se publique en el Boletín Oficial de la Provincia.

Entre los asuntos que urgía desbloquear, estaban los 95.100 euros para los comedores que gestiona la Federación de Anpas o los 55.000 para la protectora Progape, que habían alertado en los últimos días de los problemas a los que se enfrentarían de no recibir las subvenciones. Además, también se han conseguido los fondos para acometer la esperada actuación en los contenedores soterrados, precintados desde el verano de 2014.

Sin problemas
Aunque el debate fue subido de tono en ciertos momentos, con varios reproches de la oposición a la gestión del grupo de gobierno, la resolución de alegaciones y la aprobación definitiva de las modificaciones de crédita se consiguió por amplias mayorías.

La edil de Facenda, Ana Fernández Morenza, lamentó haber tenido que apurar al máximo los plazos y atribuyó toda la responsabilidad al Sindicato Profesional de Policías Municipales de España (SPPME), el colectivo que presentó alegaciones, desestimadas por el interventor y que "se caían por su propio peso", según la responsable de Facenda.

"Solo han perjudicado a los ciudadanos, nunca llegaré a entender como se puede hacer daño a muchos para buscar un beneficio propio", comentó Morenza.
Para PSOE y Ourense en Común, sin embargo, esas palabras no resultaron "aceptables", acusando al gobierno local de echar balones fuera en toda la gestión de estos convenios. "As deficiencias e a desfachatez son inaceptables, estamos aquí pola súa responsabilidade mentres satanizan a un sindicato por exercer un dereito", criticó el socialista José Ángel Vázquez Barquero, molesto por los problemas para acceder a los expedientes: "É unha falta de respeto, non foron capaces de facelo en tempo e forma para non andar á carreira".

El alcalde ourensano, Jesús Vázquez, que apenas intervino durante la sesión, se limitó a decir que

Por su parte, el líder de OUeC, Martiño Xosé Vázquez, mostró su hartazgo por las continuas referencias del alcalde, Jesús Vázquez, o de sus compañeros a las trabas que pone la oposición. "Non bote máis as culpas ós demais, se é incapaz de ser dilixente e de chegar a acordos, dimita, a culpa de todo iso a ten quen está gobernando", señaló Vázquez, que recordó que todavía no se ha presentado un borrador de presupuestos en todo el mandato.

Para Democracia Ourensana, hubo "mala fe" del SPPME, al que tildó de "retorcido", cuestionando también la "diligencia" del grupo de gobierno. 

Facturas de 3.000 euros en Sanxenxo o de 7.000 en comidas, motivo de polémica

El portavoz de Ourense en Común, Martiño Xosé Vázquez, fue el que más profundizó en el contenido de las memorias justificativas de las subvenciones, subrayando algunas dirigidas hacia las federaciones vecinales, asegurando que se habían incluido en las memorias facturas de 3.000 euros en un restaurante de Sanxenxo o de 7.000 euros en comidas. "En que se basean, cal é o criterio para regalar cartos?", se preguntó Vázquez.
Preguntados en la Federación Miño sobre esto, sus responsables aseguran que la factura es de obligada inclusión y que los gastos de la comida en Sanxenxo corrieron a cargo de los particulares, acusando a OUeC de "hablar a medias para confundir". n