LUCHA CONTRA EL BOTELLÓN

Los magostos de Montealegre estarían sin alcohol con la nueva norma

El texto recoge que "queda prohibido o botellón, entendéndose como o consumo de bebidas, non procedente da hostalaría, nos espazos públicos", algo aplicable en todo el término municipal de Ourense

El vino, uno de los productos típicos de los magostos en Montealegre.
El vino, uno de los productos típicos de los magostos en Montealegre.
Los magostos de Montealegre estarían sin alcohol con la nueva norma

Dividida en 18 artículos, el proyecto de la "Ordenanza reguladora de la convivencia cívica y la protección de la salud derivada del consumo, venta, publicidad y promoción de bebidas alcohólicas en el espacio público" recoge que "queda prohibido o botellón, entendéndose como o consumo de bebidas, non procedente da hostalaría, nos espazos públicos", algo aplicable en todo el término municipal de Ourense.

A las puertas de la fiesta más emblemática de la ciudad, como es el Magosto, que provoca que sean centenares de jóvenes los que, por ejemplo, suban a Montealegre para celebrarlo con bebidas alcohólicas, castañas o chorizos, en caso de entrar en vigor la nueva norma tal y como está redactada en la actualidad, el alcohol quedaría fuera de juego.


Excepciones autorizadas


"Iso é un botellón, derivado diso moitas veces hai comas etílicos. O que tratamos é que o alcohol non sexa o elemento prioritario nesa festa, que non se asocie", dijo el alcalde de Ourense, Jesús Vázquez, que desgranó otros puntos de la ordenanza, que recoge también excepciones, autorizándose la venta y consumo de bebidas en fiestas populares en las calles que soliciten los permisos oportunos o el consumo en las terrazas de la hostelería. No se permitirá, sin embargo, que los clientes saquen la consumición a la calle de los locales sin autorización de veladores, una estampa habitual en negocios del Casco Vello.

Mientras, el apartado de infracciones recoge multas que oscilan entre los 601,01 y los 10.517,71 euros. Está permanentemente prohibido la realización de campañas publicitarias de alcohol dirigidas a menores o en centros docentes, locales de ocio o instalaciones deportivas. Ofertas de regalos que inciten a beber, como promociones tipo 2x1, tampoco estarán permitidas.

La prevención también ocupa un espacio amplio de la norma, comprometiéndose el Concello a promover asesoramiento y realizar campañas educativas y de concienciación sobre las bebidas alcohólicas.