TRIBUNALES

Respaldo al juez decano en la recusación de un policía en Ourense

El titular de Instrucción 1, Leonardo Álvarez, es el magistrado competente para instruir la querella del exjefe de drogas contra los gemelos Roy y Bernardo D.L.

Respaldo al juez decano en la recusación de un policía en Ourense

La sección segunda de la Audiencia desestimó la recusación planteada por el ex jefe de Drogas de la Policía Nacional Antonio R.F., frente al titular de Instrucción 1, Leonardo Álvarez, para apartarlo de la tramitación de la querella que interpuso el inspector contra los policías gemelos Bernardo y Roy D.L. al considerar que armaron anónimos con pruebas falsas para perjudicarle (usurpación de identidad, denuncia falsa, simulación  de delito y pertenencia a grupo criminal).

Antonio R.F. está acusado de ayudar a traficantes en el marco de la operación Zamburiña y los hermanos están siendo investigados por el supuesto homicidio de Celso Blanco y revelación de secretos.

La parte recusante planteó como primer motivo la amistad íntima del juez recusado con los querellados. El juez estaba, al igual que los gemelos y el policía fallecido, en el grupo de wasap "Comida Tolda" en donde un grupo de amigos organizaban comidas, salidas y prácticas deportivas. Los componentes del grupo hablaron de enviar un centro de flores con los nombres grabados de sus amigos con motivo de la muerte de Blanco. Este último incluso remitió al grupo un mensaje de despedida antes de morir.

La Audiencia: "No hay un mínimo sustrato racional que permita inferir que el juez tenga una amistad íntima con los gemelos"

En la recusación también se menciona que el magistrado, acompañado por Bernardo y Roy D.L., fue visto en la galería de tiro de la comisaría. Apuntando que la supuesta "amistad íntima" se revela, además, en la conversación de dos agentes que dicen que Bernardo y Roy fueron a hablar con el juez, al que conocían desde hacía muchos años, para interesarse por un investigado por pederastia.

La sala, en un auto cuya ponente fue Ángeles Lamas, destaca que la causa de recusación invocada no puede ser admitida "al carecer de un mínimo sustrato racional que permita inferir que el juez recusado tenga una amistad íntima con los querellados". Así, recuerda que en el grupo de wuasap había hasta 13 personas -profesionales de la judicatura, fiscalía, medicina forense y de la policía- .

En cuanto a su presencia en la galería de tiro, Leonardo Álvarez no acudió a título particular sino en calidad de tutor de alumnos en prácticas de la Escuela Judicial. Un testigo propuesto por Antonio R.F. declaró que vio en la galería a los querellados y al juez pero acompañados de otras personas "que parecían del juzgado".Los gemelos conocían a Álvarez desde hacía años, pero, según valora la Audiencia, no es de extrañar "teniendo en cuenta que ejerce su cargo en la ciudad desde hace años".

Antonio R.F. recusó al titular de Instrucción 1 al dudar de su parcialidad ya que la querella plantea cuestiones "en la que el punto de partida es contrario a sus conclusiones", en alusión a sus pronunciamientos en la Zamburiña o en el robo de las seis pistolas en la Comisaría (un asunto que también instruye el decano). El exjefe de drogas mantiene que los gemelos robaron las armas. Pero la Audiencia recuerda que  el conocimiento que tiene el juez de hechos delictivos en Comisaría "en mondo alguno autoriza a cuestionar su parcialidad".