TRANSPORTE

El taxi cierra una huelga "de unión" y aguarda a Fomento

Representantes del sector viajan este miércoles a Coruña para estudiar el siguiente paso tras el paro de 36 horas 

 

Un taxi que cubrió los servicios mínimos de la huelga del sector, en la parada del parque de San Lázaro.
Un taxi que cubrió los servicios mínimos de la huelga del sector, en la parada del parque de San Lázaro.
El taxi cierra una huelga "de unión" y aguarda a Fomento

Los taxistas ourensanos terminaron esta pasada medianoche un paro de 36 horas en apoyo a los compañeros de otras ciudades españolas afectados por la "competencia desleal" de empresas con licencia de vehículo de alquiler con conductor (VTC), tipo Uber o Cabify. Aunque en la provincia no tienen repercusión estas empresas, el gremio es consciente de que "lo que llega a las ciudades grandes, puede llegar a las pequeñas". La huelga, tal y como señala el colectivo, se produjo en señal de "unión del sector", en palabras de Francisco Javier Álvarez, presidente de la Asociación Provincial de Taxis, que hoy vuelve a viajar a Coruña junto a los representantes provinciales del taxi en Galicia para reunirse con la conselleira de Infraestruturas, Ethel Vázquez. "Quiere conocer nuestra postura antes de ir a Madrid", señala Álvarez, que espera que Fomento "dé un paso" ante una situación antigua que "abandonaron" y ahora requiere "solución y regulación de urgencia".

Según la valoración de los taxistas ourensanos, las dos jornadas de huelga en la ciudad fueron "tranquilas", con el 20% de servicios mínimos de urgencia, que implicaron una veintena de coches disponibles en toda la ciudad. Excepto en las llegadas de trenes o buses en las estaciones, con colas de apenas una decena de personas, el paro se desarrolló con "normalidad" y "entendimiento" con los clientes.  "Ha sido tranquilo porque es una época de pocos usuarios. No encontré a ningún cliente en contra de nuestra situación, a pesar de que tuvieran que esperar un poco más de lo habitual por el servicio", señala Álvarez.

En la provincia hay 20 licencias VTC, según Fomento. Las autorizaciones suelen corresponder a empresas de autocares que ofrecen servicios para eventos y la convivencia con el gremio del taxi es "pacífica", por lo que esta huelga se secundó para apoyar a otras ciudades.


 ¿De qué sirvió en Ourense?


Al margen del nivel de repercusión que haya tenido para la clientela ourensana, los taxistas valoran positivamente el paro: "Ha servido para que sepan a nivel autonómico que estamos todos juntos y le pasan referencias a la Xunta de nuestra unión de servicio público".


Galicia, pendiente de la propuesta de "transferencia de competencias"


El ministro de Fomento, José Luis Ábalos, mantendrá hoy una reunión con las comunidades autónomas, que se perfila como "clave" para solucionar el conflicto de los taxistas contra las empresas con licencia VTC. El colectivo gallego, en apoyo a los compañeros que negocian en la capital española, protagonizó ayer una protesta por las calles de Santiago, además del paro de 36 horas secundado por todo el sector en Galicia. El gremio espera una decisión de Fomento tras realizar la propuesta de "transferir" a los gobiernos autonómicos la competencia para otorgar licencias de VTC, iniciativa que coincide con una de las reivindicaciones del taxi. En este sentido, la conselleira de Infraestruturas, Ethel Vázquez, mostró su disposición a "abordar la transferencia de competencias, pero no de problemas".

Fomento propone aprobar, a mediados de septiembre, una nueva regulación que permita cumplir la proporción que la ley fija para las VTC y el taxi–establece que exista una empresa de este tipo por cada 30 de taxi–, cuota que se sobrepasa hasta en Ourense, donde no repercuten las famosas Uber o Cabify. Fomento también adelantó que el Gobierno realizará en el Consejo de Ministros de este viernes, una declaración en la que se compromete a resolver el problema y diseñar una hoja de ruta.