SUCESO

Tráfico encuentra 650 gramos de cocaína tirados en la A-52

La droga estaba en un fardo de plástico muy deteriorado por el paso de coches, a la altura de Allariz

 

El tramo de la vía de alta capacidad en el que la patrulla de Tráfico encontró la cocaína
El tramo de la vía de alta capacidad en el que la patrulla de Tráfico encontró la cocaína
Tráfico encuentra 650 gramos de cocaína tirados en la A-52

Una patrulla de la Guardia Civil de Tráfico encontró un paquete con 650 gramos de cocaína sobre la autovía A-52, a su paso por el municipio de Allariz. El hallazgo de la droga se registró sobre las diez de la noche del pasado viernes, cuando los agentes vigilaban la circulación rodada, a esa hora era más intensa de lo habitual debido a la influencia del puente de la Constitución, con respecto a cualquier otro día.
La patrulla observó un envoltorio de plástico sobre uno de los carriles en sentido Benavente, a la altura del kilómetro 209, y estacionó su vehículo con el objetivo de retirar el bulto hacia la cuneta ante el riesgo de que pudiera provocar un accidente de circulación. Los guardias civiles quedaron sorprendidos al tocar el paquete y comprobar que contenía una sustancia blanca, tipo harina.
El hallazgo disparó alarmas en la Comandancia, donde tras analizar la sustancia se comprobó que era cocaína con una pureza del 80%. La droga, una vez puesta en el mercado sin ningún tipo de adulteración, podría haber generado unos beneficios superiores a los 40.000 euros.

Aprisionada por los coches

La droga estaba dentro de un envoltorio plástico que, según pudo saber este periódico, ya estaba bastante deteriorado a causa de pasarle los coches por encima y aprisionarlo sobre el asfalto.

La Guardia Civil inspeccionó un amplio tramo de la vía de alta capacidad ante la sospecha de que pudiera haber más paquetes. Los agentes también establecieron controles a lo largo de la autovía ante la posibilidad de que estuviera circulando algún vehículo con un alijo de cocaína. La vigilancia no dio resultados. 

La Policía Judicial de la Guardia Civil se hizo cargo de la droga y mantiene abierta una investigación para determinar cómo llegó el paquete al lugar. Las pesquisas se están llevando a cabo bajo las instrucciones del Juzgado de Instrucción  3 de Ourense, al que fueron tramitadas las diligencias.