POLÍTICA LOCAL

¿Y ahora, quién es la marea?

La fuerza de aquella "marea"  ya no es lo que era. Lejos quedan los inicios con 1.500 votantes en las primarias y asambleas llenas. Ahora hay competencia, y Ourense en Común vive con la amenaza de ser absorbido por un movimiento mayor.

Visita de OUeC este martes a los vecinos de O Pino, para recoger sus propuestas y quejas.
Visita de OUeC este martes a los vecinos de O Pino, para recoger sus propuestas y quejas.
¿Y ahora, quién es la marea?

La marea ourensana tiene visos de emular en los próximos meses la situación que viven estos colectivos a nivel gallego. Nacieron como "candidaturas ciudadanas" pero el deshinchamiento de movimientos como Podemos a nivel nacional pasa factura y genera división. Y la conformación de plataformas alternativas pone a un movimiento como Ourense en Común contra las cuerdas. ¿Cuál será el futuro en de esta formación? ¿cuántas candidaturas habrá?

El actual portavoz, Martiño Xosé Vázquez, ha ido ganando fuerza a lo largo de la legislatura. Realmente, desde el principio se hizo con las riendas del grupo, y pese a que no fue el candidato, el cargo de portavoz le dio presencia mediática desde el primer minuto. Antes del verano ya fue proclamado candidato en unas primarias "a la búlgara", y resultó elegido con casi el 98% de los votos. ¿Problema? De los más de 1.500 votantes que se habían registrado en 2015, se pasó en 2018 a apenas unas decenas de personas.

Ahí, en esa pérdida, se puede apreciar lo que algunas personas que estuvieron en su día más cercanas a la marea denominan como "desilusión", y una formación cada vez más menguante en sus asambleas. No por OUeC en sí, sino que lo achacan también un problema global, y que viene emanado también desde Santiago y Madrid, a merced de los linchamientos en el seno de En Marea.

Ahora, con el mes de octubre como fecha situada en el calendario para confeccionar las listas, la tensión es patente. Podemos e Izquierda Unida quieren figurar en las listas, y en puestos de salida, por lo que exigen que se recojan todas las sensibilidades. Y esto ya ha dado lugar a algún enfrentamiento en pasadas semanas.

El problema es que enfrente tienen a toda una plataforma aglutinadora de la izquierda en la que, según pudo saber este periódico, están trabajando ya con gente de Podemos y cercana a IU.

Con esto, la en su día incipiente marea ourensana corre el riesgo de desaparecer. O tal vez integrada en esa plataforma emergente, objetivo que estos últimos no descartan que pueda suceder. 


A punto de nacer una plataforma que pretende aglutinar a todos


Este periódico lo avanzó a mediados de verano y el runrún ya es evidente.  Un grupo de personalidades de la ciudad, entras las que sobresale el histórico sindicalista Etelvino Blanco, pero en el que hay fuerte presencia de grupos de Anova alejados hace tiempo de OUeC, y miembros cercanos a Podemos e IU que también se han ido desligando de ese movimiento, coge fuerza. Se está preparando una candidatura que, en sus intenciones iniciales, tiene por objetivo ser "transversal" de verdad y con un carácter "localista", en el sentido de defensa de los intereses ourensanos. 

Aquí, también tiene fuerza un sector más centrado, o incluso escorado hacia ideas liberales, cercano al Partido Galeguista, y que quiere dar este toque aglutinador. En las reuniones que han ido manteniendo las personas se cuentan por decenas, y según fuentes consultadas, se están engullendo como marea ciudadana al propio OUeC, ya que multiplican en ocasiones en afluencia a la "marea". Están ultimando el manifiesto que se dará a conocer estos días, y preparan asambleas en las que escoger al posible candidato. Aseguran, ante todo, que no tienen prisa para dar nombres.