FESTIVAL

El Dreambeach recibe a 150.000 asistentes para cinco días de música electrónica

La sexta edición del evento llega con importantes novedades, con DJs famosos como Martin Garrix, Hardwell, y con la cultura más subterránea del Techno, con iconos como Richie Hawtin o Ricardo Villalobos

El Dreambeach recibe a 150.000 asistentes para cinco días de música electrónica

Los primeros "dreamers" han empezado a llegar al recinto del festival Dreambeach, en Villaricos (Cuevas del Almanzora, Almería), que arranca este miércoles con la asistencia prevista de 150.000 amantes de la música eléctronica y se prolonga hasta el sábado.

La sexta edición del evento llega con importantes novedades ya que los festivales funcionan en ciclos de cinco años "y había llegado el momento de innovar para seguir sorprendiendo y estando en la mente de nuestro público", según ha indicado el director artístico, Gonçalo Miranda, quien ha apuntado que se trata del inicio de una "nueva era que se prolongará hasta 2022".

El cartel artístico de Dreambeach 2018 es una clara apuesta por los dos grandes polos sonoros que definen la escena musical electrónica: el comercial y el underground. Por un lado, vendrán DJs famosos y estrellas superventas como Martin Garrix, Hardwell, Axwell / Ingrosso o Alan Walker; y, por otro, la cultura más subterránea del Techno tendrá iconos como Richie Hawtin, Ricardo Villalobos, Loco Dice, Jamie Jones, The Martínez Brothers o Paco Osuna. "Nos hemos ido a los dos extremos", ha explicado Gonçalo.


Unos 25.000 dreamers bailarán ante el escenario principal de enorme complejidad técnica: 70 metros de ancho y 30 de alto, equivalente a un edificio de ocho plantas, con un espectáculo visual, lumínico y pirotécnico inédito.


Su diseño proporciona una sensación envolvente en torno a la cabina del DJ mediante bandas confeccionadas en 3D, con 400 metros cuadrados de LEDs y más de 200 cabezas móviles de luz. Los días grandes del evento, viernes y sábado, las actuaciones en este stage se podrán seguirse en directo desde cualquier lugar del mundo gracias a MaximaFM, emisora oficial, a través de las ondas, su radio app y su web.


UNA CATEDRAL DEL TECHNO JUNTO AL MAR


Los amantes de los ritmos underground tienen su espacio en la Dreams Tent, una colosal carpa de 4.000 metros cuadrados y una altura máxima de 16 metros. Aquí, unos 16.000 dreamers bailarán cada día en un enigmático ambiente de claros y oscuros que evoca el interior de una suntuosa catedral: 200 cabezas móviles de luz, cuatro lásers (25W) y 300 metros de pantallas LED. El fabricante alemán d&b audiotechnik instalará un vanguardista equipo de sonido con una potencia máxima de 336.000 wattios.

Para los amantes de los sonidos Techno más duros y contundentes, el festival estrena un nuevo espacio temático bautizado como Red Planet-Music from another world. Se ubicará en una carpa de 1.500 metros cuadrados de planta y 18 metros de altura, y tendrá una decoración de color rojo que le conferirá un ambiente íntimo, inspirado en la enigmática quietud de Marte. Aquí unos 8.000 ravers disfrutarán de DJs como Horacio Cruz, Raffaele Attanasio, Blawan, Rebekah b2b Paula Temple, Flug o The Advent.

El jueves, la Dreams Tent brindará una sesión completa de sets back to back (b2b). El festival se apunta así a la tendencia internacional de emparejar a DJs con sonidos complementarios para que juntos creen sesiones singulares e impredecibles. "Se producen piques de buen rollo entre los artistas y las sesiones resultan menos técnicas y más para bailar. Saltarán chispas con duplas como Ben Sims b2b Truncate (actuarán como Assailants), Patrick Topping b2b Skream o Oscar Mulero b2b Lewis Fautzi", ha precisado el director artístico.


MÁS PLAZAS DE ACAMPADA


La capacidad del área de camping aumenta este año de 25.000 a 30.000 personas mediante la instalación de 10.000 metros cuadrados de toldos de rafia junto a la zona de refresco natural del pinar. Aproximadamente 10.000 metros cuadrados más de zona acampable en sombra, equivalente a 12 campos de futbol sala, serán añadidos mediante este sistema. Ello conlleva la colocación de más baños, más duchas y diversas infraestructuras de refuerzo.

El festival ha instalado por segundo año una enorme pileta de baño con más de un millón de litros de agua fresca en el corazón de la zona de acampada. En esta edición amplía su tamaño hasta los 60 por 30 metros, tendrá espacio para 2.500 personas y ofrecerá nuevas comodidades, como camas balinesas y un escenario _llamado Swim & Dance_ que retumbará a 60.000 vatios. La música sonará a diario desde las 12,30 a 19,00 horas a cargo de los DJs de la radio oficial, MaximaFM (Jose AM, Arturo Grao, Jose M. Duro, Ramsés López y Javi Sánchez); Ibiza Global Radio, Industrial Copera, Nox Club o Greenworld.


UNA NORIA DISTINTA Y DE ESTRENO


La noria junto al mar es una de las imágenes icónicas de Dreambeach, y este año también cambia. La nueva es más grande y moderna. Tiene 30 metros de alto, aire acondicionado y cabinas acristaladas que permiten una vista de 360 grados. Esta mole de 80 toneladas puede cargar a 150 adultos y permite el acceso de personas con discapacidades físicas. Fabricada en Sevilla, apenas ha circulado por España ya que se estrenó esta pasada primavera.

Por último, los cambios han comenzado por la imagen. En esta edición, Dreambeach tiene un logo renovado, un nuevo concepto visual y un diseño gráfico distinto. Incluso beachito, el pececito que ha sido la mascota del festival desde su fundación, en 2013, ha sido modernizado. El nuevo look & feel es menos playero y más tecnológico, menos veraniego y más conceptual. El azul como color predominante ha dado paso a un rojo más enigmático.