VALDEORRAS

El grupo de desarrollo rural da prioridad a los emprendedores

Alcaldes y empresarios celebraron la primera reunión para debatir las inversiones del programa Leader 

Alcaldes y representantes empresariales, durante la reunión convocada por la regidora de Carballeda.
Alcaldes y representantes empresariales, durante la reunión convocada por la regidora de Carballeda.
El grupo de desarrollo rural da prioridad a los emprendedores

Ocho de los nueve alcaldes de Valdeorras, solo faltó el de Petín -justificó su ausencia en un viaje a Madrid-, y los representantes de la Asociación Empresarial de Valdeorras (AEVA) y la Asociación Galega de Pizarristas (AGP) dieron luz verde a la solicitud del nuevo programa inversor Leader 2014-2020. Lo acordaron ayer, en una reunión en la que también decidieron fijar el 1 de abril como fecha límite para conocer el proyecto que determinará las líneas que deben seguir las iniciativas de los emprendedores que aspiren a recibir alguna de sus ayudas.

La cita fue convocada por la alcaldesa de Carballeda, María del Carmen González Quintela, presidenta de la Asociación GDR (Grupo de Desenvolvemento Rural) 12 Valdeorras, que gestionó los proyectos del Leader 2007-2013, anterior al actual. Precisamente, la existencia de esta asociación facilitará los trámites para solicitar el nuevo programa inversor. Únicamente serán precisas pequeñas modificaciones, como el cambio de la sede social, que pasa a fijarse en la Casa Grande de Viloira, donde ayer se desarrolló la reunión.

"Tenemos muy claro que hay que hacer una radiografía buena y real de Valdeorras y sus potencialidades", dijo María del Carmen González. Explicó que esta radiografía aparecerá recogida en el proyecto que delimitará las líneas a seguir y que será contratado a una empresa. "Se trata de crear pequeñas y medianas empresas", añadió la alcaldesa, que antepone las actuaciones que planteen los emprendedores a las de los propios concellos.

Durante la reunión también fueron analizadas las características del nuevo programa. Alcaldes y empresarios resaltaron la autonomía que la Axencia Galega de Desenvolvemento Rural (Agader) concede a los concellos, pues estos podrán priorizar los proyectos y la Agader se limitará a revisar si reúnen todas las exigencias. González Quintela explicó que en la edición anterior no sucedía así, pues la Asociación GDR enviaba los proyectos a Santiago, donde se decidía cuáles eran prioritarios.