LEB ORO

“Vamos a empezar de cero”

El entrenador del COB, Gonzalo García de Vitoria, reconoce que el equipo está "hundido" anímicamente y que intentarán resetear tras el parón de Navidad

Varios jugadores del COB, hundidos en el banquillo del Pazo.
Varios jugadores del COB, hundidos en el banquillo del Pazo.
“Vamos a empezar de cero”

La derrota del miércoles en el Pazo ante el equipo filial del Barcelona no entraba en los planes, ya modificados sobre la marcha, de un COB cada vez más tocado, deportiva y anímicamente. Poco a poco los ourensanos avanzan hacia un escenario en el que solo les quedan las matemáticas para agarrarse.

"Estamos jodidos, muy jodidos. La llegada de Davis Rozitis había cambiado la cara a los jugadores, habíamos pensando en positivo de verdad y estábamos todos convencidos de que este partido sí que lo íbamos a sacar", reconoce el entrenador del equipo, Gonzalo García de Vitoria. Y añade que "antes del partido jugadores como Uzas o Johnson hablaron en el vestuario y todos teníamos buenas sensaciones. Ahonen incluso apostó dinero a que sacábamos el partido".

Pero no se cumplieron los pronósticos: "Empezamos muy mal, atenazados, con miedo. Luego poco a poco mejoramos y tuvimos opciones de victoria, pero volvimos a jugar mal los últimos minutos. La cabeza no está haciendo mucho daño en todos los partidos".

La situación del COB es agónica. Le quedan 19 partidos y tiene que ganar 10 para optar a la permanencia.

La clave está lejos de los números: "Tenemos un bloqueo mental que nos impide jugar bien. Mejoras y haces cosas bien, pero no damos jugado más de 20 minutos bien cuando al principio de temporada jugábamos mucho mejor".

El COB ha caído en un pozo sin fondo: "Es algo habitual en el deporte profesional. ¿Si le está pasando al primer equipo del Barcelona y no encuentran la fórmula para solucionarlo cómo no nos va a pasar a nosotros que somos cuatro pringados?. Eso sí, vamos a intentarlos con todas nuestras fuerzas".

Cambios

Lo primero que le queda al COB es buscar soluciones desde la pizarra. Una vez más. El cuerpo técnico tiene claro cual será el camino que seguirán: "A veces no sabes si apretar más o aflojar más. Ya hemos probado de las dos formas y no ha funcionado. Hemos tomado la decisión de empezar de cero después del parón de Navidad (día 26)". Y lo explica: "Vamos a simplificar nuestro juego. Haremos cuatro cosas, pero esas cuatro cosas tenemos que hacerlas bien".

Dos fichajes

Para pensar en positivo está la aportación de Davis Rozitis. La llegada del pívot letón se notó en el juego, pero no lo suficiente: "En su primera jugada ya metió un tapón y además encontramos una referencia en muchos momentos en la zona, aunque no estuviese muy acertado en el tiro. Ellos tenían dos interiores muy grandes y aún así capturamos 21 rebotes ofensivos. Al estar en pista fija defensores y ayuda a que otros jugadores puedan rebotear mejor".

Y para el próximo entrenamiento ya estará con el equipo un nuevo jugador más: "No puedo decir que está fichado porque no es verdad, pero soy optimista. Me gustaría asegurar que para el próximo partido habrá un nuevo fichaje y que entrenará con nosotros la próxima semana. Estoy convencido de que será así, pero nos han pasado tantas cosas malas esta temporada que no puedo decir que sí al 100 por cien. Diré que está fichado al 99 por cien".

Ahora tocan cuatro días de descanso antes de volver a los entrenamientos y preparar el partido contra el Palma. Descanso mental y físico para un COB necesitado de un líder o de un 'killer' que tome las riendas.