Sacar partido del partido

Sacar partido del partido

Partido es palabra que en el Diccionario de la Real Academia Española está definida como "conjunto o agregado de personas que siguen y defienden una misma opinión o causa". Partido también está definido con estas otras palabras: "Provecho, ventaja o conveniencia. Sacar partido".

En efecto y diciéndolo sin eufemismos, son muchísimos en España los que, ejerciendo diversos cargos, "están sacando partido, del partido", tanto en el Gobierno como a nivel de Comunidades Autónomas. Y estos cargos, de prolija enumeración van, a título de ejemplo, desde ministros, conselleiros, alcaldes, concejales y un largo etcétera. 

Su nombramiento no es por oposición. Por lo general responde al sistema "dedocrático", o sea a la práctica de nombrar a alguien de manera arbitraria, sujeto a la libre voluntad o al capricho antes que a la ley o la razón.

Es evidente que para conseguir un cargo público (bicoca, chollo) que no lleve implícito la oposición, el trampolín para conseguirlo puede ser la afiliación a un partido como escalera o trampolín para obtenerlo. Y para concluir, ¿a qué viene todo esto? Pues viene sencillamente a que con estas reflexiones he conseguido pasar un momento de ocio, de entretenimiento, en una tarde coruñesa triste, nublada y con atisbos de lluvia. Siguiendo la máxima de Lacordo, el poeta épico latino-español : "En el ocio, el espíritu se pierde en mil pensamientos diversos". Aunque parezca vanidad, sólo necesité un pensamiento para tan poca cosa.