El alcalde recibe a Roberto Castro, en sus últimos días como subdelegado del Gobierno