A Limia

Alcaldes limianos abogan por crear una agrupación comarcal

A Limia

comarca

Alcaldes limianos abogan por crear una agrupación comarcal

El Concello de Xinzo asumiría el liderazgo en la creación de una nueva agrupación.
photo_cameraEl Concello de Xinzo asumiría el liderazgo en la creación de una nueva agrupación.
Son reticentes, por contra, a la reactivación de la mancomunidad, que acumuló deudas desorbitadas

La comarca limiana y, concretamente, los municipios de Porqueira, Sarreaus, Rairiz de Veiga, Trasmiras y Vilar de Barrio, han sumado una década con pérdidas de población superiores al 1 por ciento anual, y Calvos de Randín y Sarreaus no han registrado nacimientos en 2018. A estos datos poco esperanzadores hay que añadir que una de cada cuatro viviendas de A Limia está vacía, lo que no arroja, en definitiva, perspectivas muy halagüeñas para su futuro.

El alcalde de Sarreaus, Gumersindo Lamas, ha manifestado en numerosas ocasiones la necesidad de tener "mayor visión de comarca" a la hora de luchar contra la despoblación. Lejos quedaría, en este sentido, la posibilidad de reactivar la malograda Mancomunidad de Municipios de A Limia, que dejó de funcionar en 2006 y que fue liquidada en 2012, después de pagar más de 500.000 euros en deudas a Sogama. "Poderíamos pensar no desenvolvemento dun programa estratéxico para A Limia, en colaboración con outros organismos como o Inorde ou a Deputación", apuntó Gumersindo Lamas. "Todo pasaría por acadar emprego", añade.

Por su parte, el alcalde de Calvos de Randín, Aquilino Valencia, apuntó la necesidad de adoptar políticas drásticas para evitar que, en un plazo de 10 o 15 años, "no quede más que un 5 o un 10 por ciento de la población que tiene actualmente el rural". Sobre la creación de una figura jurídica que aúne a los municipios limianos, Valencia manifestó que "cada vez es más difícil, a nivel individual, dar servicios. Agrupar la Alta y Baixa Limia supondría una mejora de los servicios en toda regla. Otra cosa es que se apueste por ello como habría que hacerlo y que no vuelva a pasar lo que pasó con la antigua mancomunidad. Yo entré de alcalde cuando se estaba desmantelando, y hoy todavía no se ha terminado con sus problemas judiciales".

Coincide con Valencia la alcaldesa de Porqueira, Susana Vázquez, quien accedió a la alcaldía con los últimos coletazos de la agrupación y se quedó como presidenta del organismo en disolución. "Todavía figuro ahí, porque hay cuestiones en el juzgado y no se puede disolver, pero no puede actuar como tal. Si algún día hubiera que pagar algo de la mancomunidad se haría en base a aquel resquicio que quedó, no a cargo de los Concellos", explicó Vázquez. "En tiempos se hizo una mala gestión. Los Ayuntamientos llegaron a deber más de un millón de euros", añadió. Sin embargo, la regidora popular se erigió como defensora de la creación de un organismo que aglutine a los 11 municipios. "En A Limia cada uno tira para su concello y así estamos teniendo los problemas que estamos teniendo", afirma.

Para José Antonio Feijóo, alcalde de Baltar, "hace falta un organismo que aglutine servicios. Ahora mismo nos está cubriendo la Diputación, por ejemplo, en la recogida de residuos, pero afrontar conjuntamente otras prestaciones tendría sus ventajas. Lo que no debería suponer es una carga".

Para el alcalde de Sandiás, Felipe Traveso, existe "mucho partidismo y personalismo" en A Limia que impide esta visión conjunta. "Perdemos muchas subvenciones porque vamos solos a pedirlas", aseguró. "A Limia é unha das comarcas naturais de Galicia. É ridículo non colaborar, por exemplo, no desbroce das pistas de concentración parcelaria", añadió el alcalde de Vilar de Barrio, Manuel Conde.

"A todos los Concellos nos afecta un problema común que es que asumimos mayores competencias impropias, y cada vez tenemos menos financiación externa. La Diputación de Ourense es la única de las cuatro gallegas que no tiene un plan único de distribución de fondos en función de la dispersión, envejecimiento y otros parámetros", explicó la regidora de Xinzo, Elvira Lama. "La unión de todos sería deseable para reclamar proyectos conjuntos y servicios. Habría que estudiar la fórmula jurídica", añadió la alcaldesa, dispuesta a liderar las primeras conversaciones. Emilio Pazos, alcalde de Trasmiras, mostró, por su parte, predisposición a seguir colaborando con Sarreaus y Sandiás.n