A Limia

Plantando vida en Baltar

A Limia

A LIMIA

Plantando vida en Baltar

El grupo de escolares posa con el nuevo cartel que anuncia los trabajos de recuperación. (FOTO: P. PALOMANES)
photo_cameraEl grupo de escolares posa con el nuevo cartel que anuncia los trabajos de recuperación. (FOTO: P. PALOMANES)

La Comunidad de Montes de la localidad contó con unos ayudantes de excepción para los trabajos de recuperación del área natural de O Caneiro. Los escolares del municipio plantaron allí una treintena de castaños con nombres propios.

Cuando Sofía, Ángela, Izan y el resto de sus compañeros de clase en el CEIP de Baltar regresen al área de O Caneiro dentro de ocho años, recogerán los frutos del trabajo que desempeñaron ayer: kilos y kilos de castañas con las que celebrarán un gran magosto entre amigos. 

Lo vivido en este entorno fue más que una jornada para conmemorar el Día del Árbol, la constatación de que el rural tiene y quiere vida. Los 18 pequeños que acuden al colegio del municipio, acompañados de sus profesoras, madres y por los miembros de la Comunidad de Montes, plantaron una treintena de ejemplares -a los que pusieron sus propios nombres- a lo largo y ancho de un entorno que está siendo recuperado con el objetivo de crear un área recreativa.

También se pretende recuperar los molinos que quedaron al descubierto tras los desbroces e incluso poner alguno en funcionamiento con el consentimiento de sus propietarios. 

"O ano pasado comezamos a pensar na recuperación desta área. Estaba moi abandonada e pechada, aínda que vimos potencial nela para poder facer algo", explica Enrique Cuquejo, secretario de la Comunidad de Montes. "Este ano aprobouse a limpeza e repoboación con castiñeiros. Aquí hainos centenarios", añade. 

Por O Caneiro transcurre, además, un pequeño regato y varios molinos que trabajaron hace muchos años. "Queremos seguir preparando todo para que, nun futuro, incluso poida ser unha área recreativa onde se poidan facer actividades", matiza Cuquejo.  

Este entorno está ubicado a los pies de la Serra do Larouco, víctima de los incendios forestales. Por este motivo, desde la Comunidad de Montes quisieron contar con los pequeños del municipio con el objetivo de concienciarlos de la importancia de cuidar el medio natural para protegerlo de los fuegos. Además, los pequeños fueron los padrinos de la inauguración del cartel que luce desde ayer en O Caneiro. 

La empresa de viveros Braña colaboró con esta iniciativa donando los ejemplares y ayudando a preparar la tierra para su colocación. "Nós suxerímoslle que plantasen especies autóctonas, concretamente castiñeiros, porque o obxectivo é seguir traballando con eles", explicó Javier Barrio, de la empresa.n

Más en A Limia