Baixa Limia

Los arqueólogos urgen que la Via Nova sea declarada BIC

Baixa Limia

Lobios

Los arqueólogos urgen que la Via Nova sea declarada BIC

El estado en el que quedó la vía, señalizada en este tramo, tras el paso de la maquinaria.
photo_cameraEl estado en el que quedó la vía, señalizada en este tramo, tras el paso de la maquinaria.
El Grupo Larouco demanda más sensibilización sobre el patrimonio tras lo ocurrido en Lobios 

La Dirección xeral de Patrimonio Cultural va a abrir diligencias informativas con el objetivo de aclarar los hechos y ordenar la subsanación de los posibles daños originados en un tramo de la calzada romana Via Nova a su paso por Lobios. Tras la visita realizada el martes a la zona, los técnicos han elaborado un informe inicial valorativo en el que reflejan que el tramo en cuestión "fue superficialmente alterado polo paso de maquinaria pesada por cadeas" en una extensión de 400 metros, si bien matizan que es "pouco intensa, pois as remocións producíronse sobre o manto de terra vexetal que cobre o trazado da vía neste sector".

Pendientes del informe definitivo, el Grupo Arqueológico Larouco mostraba ayer su indignación por lo ocurrido. "Desde que supe la noticia tengo un disgusto grandísimo", señalaba Antonio Rodríguez Colmenero, director del Grupo Larouco y portavoz de la Fundación Aquae Querquennae-Via Nova. "No hay disculpa para lo que ha pasado, no hay conciencia y parte de la culpa la tiene la Xunta por no haber declarado Bien de Interés Cultural (BIC) toda la vía", aseguraba Rodríguez, quien entiende que es necesario sancionar a los responsables pero, especialmente, corregir lo que está mal para que esto no vuelva a pasar.

A pesar de que el tramo afectado por el paso de la maquinaria está incluido el catálogo del plan general de ordenación municipal de Lobios y marcado con postes sobre el terreno, desde el Grupo Larouco creen que se tiene que mejorar la protección y ampliar la señalización en todo el trazado gallego. "Estamos hablando de una auténtica joya, una vía con el mayor número de miliarios por milla de todo el Imperio, un referente internacional que está abandonado por parte de las administraciones".

La puesta en valor de la calzada romana, así como el yacimiento Aquis Originis ubicado en las inmediaciones, ha sido en varias ocasiones objeto de reclamación por parte de los comuneros propietarios del terreno por donde discurre el tramo de vía dañado. El presidente de la comunidad de montes, Domingo Rodríguez, reiteraba que "hemos cometido un error, pusimos medidas y no fueron suficientes y estamos aquí para subsanarlo. Pero es que unos metros más arriba de donde estamos hablando hay tramos de calzada más deteriorados por la propia agua de lluvia y parece que nadie se preocupa".

La alcaldesa Mari Carmen Yáñez asegura que el tramo de Lobios "lo limpiamos todos los años, pero es necesario sensibilizar a la gente y que colaboren siendo respetuosos", pero añadía que "no es un bien local, es un camino romano que requiere de la implicación de otras administraciones", señalando directamente al Gobierno central.

Los arqueólogos Antonio Rodríguez Colmenero, Santiago Ferrer y Rubén Álvarez Asorey están a punto de publicar un extenso trabajo sobre la Vía Nova "que puede servir de base a las administraciones para proteger esta vía importantísima", concluía Rodríguez.

Más en Baixa Limia