Celanova

La casa de Curros recibió 3.500 niños en el 2018/19

Celanova

celanova

La casa de Curros recibió 3.500 niños en el 2018/19

Los alumnos del colegio Marista Santa María de Ourense en la Casa dos Poetas.
photo_cameraLos alumnos del colegio Marista Santa María de Ourense en la Casa dos Poetas.
La fundación ofrece recorridos lúdicos que incluyen juegos para escolares

Con la llegada del nuevo curso escolar, las puertas de la Fundación Curros Enríquez, en Celanova, no dejan de abrirse para los numerosos grupos que visitan la zona para disfrutar de la riqueza de la villa de una manera más lúdica y divertida. Durante el curso pasado, por el recinto pasaron alrededor de 3500 alumnos de centros escolares repartidos en distintos puntos de la comunidad gallega.

Este lunes, por la casa estuvieron 80 alumnos procedentes del colegio Marista Santa María de Ourense, que se acercaron a Celanova en una jornada de convivencia. Durante su visita, los alumnos, que cursan actualmente primero de la ESO, conocieron la vida y obra de Curros Enríquez a través de una yincana de preguntas. Las pistas, escondidas en las instalaciones del edificio, potenciaron el interés de los alumnos en la vida del poeta celanovés y descubrieron su faceta, no tan conocida, como periodista. 

Mediante este tipo de actividades, que se engloban dentro de la iniciativa "Vén coñecer a Celanova de Curros e de Celso Emilio", la Casa dos Poetas oferta juegos y visitas durante todo el año, dirigidas a los centros educativos. "Este é  un dos primeiros grupos que realizan estas actividades neste curso lectivo", explicó Paula Conde, la responsable de la Casa dos Poetas. Para el nuevo curso ya están solicitadas las visitas de seis centros gallegos. Además, esta oferta también se adapta a personas más mayores, para visitas que engloban otros lugares como el de Castromao. 

Durante su estancia en Celanova, los alumnos visitaron el Monasterio de San Rosendo, subiendo incluso a la torre de las campanas. Además, se acercaron a Vilanova dos Infantes para visitar la torre y la enigmática Cueva de San Vivián.

El objetivo es "difunfir a vida e obra dos escritores de Celanova, a través do patrimonio e de visitas artísticas e musicais, mantendo como fío conductor a figura de Curros Enríquez", concluyó Conde.