Cultura

Arte escultórica a golpe de motosierra en Arcade

Cultura

Arte escultórica a golpe de motosierra en Arcade

Marcos Mariño con una de las piezas con las que concursó en un certamen internacional este año en Polonia.
photo_cameraMarcos Mariño con una de las piezas con las que concursó en un certamen internacional este año en Polonia.
Marcos Mariño es uno de los pocos especialistas de esta modalidad que hay en España y autor del belén gigante de Soutomaior, en Pontevedra

Marcos Mariño (46 años) lleva cinco años trabajando grandes figuras de madera con la ayuda de su motosierra, una especialidad poco conocida en España, pero que cuenta con numerosos seguidores en países del norte de Europa, Estados Unidos y Canada. Pese a ser una disciplina aún minoritaria, este artista natural de Arcade ha logrado ser profeta en su tierra y ha sido el encargado de crear las figuras del belén gigante que, desde el año pasado, el Ayuntamiento está montando en la plaza de la Ostra. Este tallista es además uno de los pocos españoles que acude puntualmente a los concursos internacionales, siendo también embajador de una conocida marca de motosierras en la península ibérica.  

Estas Navidades las figuras del misterio ya cuentan con la compañía inseparable del burro y el buey, figuras que este singular artista confiesa que fueron “bastante complicadas ya que están tumbadas, por lo que creaban ciertas dificultades a la hora de esculpir con la motosierra”. Ahora, estos animales se transformarán en uno de los principales atractivos al transformarse en improvisado photocall en los que subirse y sacarse fotos para compartir en las redes.

Otro de los problemas que debió superar fue encontrar troncos del tamaño necesario para las figuras que debía tallar. “Es algo que casa día es más difícil, además de que la madera está cara”, por lo que en este caso optó por “troncos procedentes de árboles enfermos o caídos, por lo que se puede decir que además de ser este un belén hecho con un material ecológico y reciclable, es de árboles que debían ser cortados”.

El objetivo del Ayuntamiento de Soutomaior es continuar aumentando el belén cada año con tres piezas nuevas, una apuesta diferente alejada de la proliferación de luces y materiales plásticos que se basa en la madera y en las figuras tradicionales de estas fiestas que, se han convertido ya, en un escenario buscado por grandes y pequeños para los selfies y las fotos de recuerdo.

La habilidad con la que Marcos maneja su herramienta de trabajo es casi mágica, ya que lograr sacar figuras de delicadeza extrema de troncos de grandes dimensiones, una habilidad que dice es consecuencia “de mi formación , ya que estudié en la Escuela Maestro Mateo y soy tallista”.