Deporte local

El Sala Ourense no deja de currar

Deporte local

DEPORTE

El Sala Ourense no deja de currar

David Bermejo, un privilegiado en este confinamiento, puede hacer crunch abdominal al aire libre.
photo_cameraDavid Bermejo, un privilegiado en este confinamiento, puede hacer crunch abdominal al aire libre.
La plantilla del equipo de Segunda B se ha puesto manos a la obra para cuando toque retomar la competición lo haga en las mejores condiciones

Día 13 de confinamiento por la crisis del coronavirus. En el deporte, a la incertidumbre por todo lo que está pasando en el plano médico, social y laboral, se le une el aspecto competitivo. Todavía quedan por delante más de dos semanas de reclusión, como mínimo, y el futuro de las ligas está en el aire. El Sala Ourense de Segunda B no quiere que le pille el toro y por ello se ha puesto manos a la obra, para que la vuelta a la competición, en caso de producirse, sea lo menos traumática posible. Así, se ha puesto en manos de profesionales, para no dejar de currar.

Óscar Carballo, CEO del Centro Deportivo 60 Minutos, ha trazado para el conjunto ourensano un plan de trabajo en casa "viendo este periodo excepcional. En general, los dos objetivos principales en una situación de confinamiento son generar gasto calórico y cuidar la funcionalidad y movilidad en músculos, ligamentos y articulaciones. Las recomendaciones son actividad física, ejercicio y una correcta alimentación". Pensando en el deportista, debe hacerse hincapié "en el ejercicio físico puro, no como un incremento de la condición física, porque en casa es imposible, sino como mantenimiento, porque no es lo mismo que la potencialidad caiga al 70 por ciento que hacerlo al 50 del estado inicial".entreno_allariz

La plantilla del Sala Ourense tiene pues deberes, porque el cuidado de la condición física general "se basa en tres aspectos, el trabajo cardiovascular, mantener los niveles de fuerza y, muy importante, el core (región abdominal y parte baja de la espalda), porque desde esa zona media es donde se generan en el fútbol sala los desplazamientos laterales, esprines, arrancadas y frenadas. El objetivo es mantener el core con un alto tono muscular, porque para evitar lesiones en el regreso por el movimiento explosivo del fútbol debo obligar ahora a realizar durante 10, 15 o 20 segundos altos niveles de contracción muscular con split, sentadillas o trabajo de pierna", añade Carballo.


 La hoja de ruta


Las rutinas de trabajo específico para los jugadores del conjunto ourensano incluyen "split adelantado y frontal, sentadilla media y profunda en cuanto a trabajo de alcance para abductores, plancha, y crunch abdominal van a ser fundamental para el tren inferior. En cuanto al tren superior, para agarres, desplaazamientos y cortes, paralelas en fútbol sala nos ayuda n las flexiones de brazos desde posiciones reclinadas, flexiones asimétricas o tracciones dorsales. Y además necesitamos ejercicios cardiovasculares para elevar la frecuencia cardíaca, por medio de skipping, escaladas, burpees...".


Si dura más de dos meses...


Óscar Carballo es claro al respecto. Si la competición no vuelve como máximo dentro de dos meses "lo lógico sería suspender la liga. Este trabajo que entreno_rubenmarcamos tampoco tendría sentido para un confinamiento tan largo. Aún volviendo por ejemplo el próximo lunes a un trabajo normal, en el primer partido después otra minipretemporada, sería de un riesgo alto de lesión para el jugador. Con estos ejercicios, el deportista no va a estar al cien por cien, va a estar mejor preparado para que esa segunda pretemporada, que será obligatoria, en vez de necesitar un mes lo haga en solo 15 días". El Sala Ourense lo sabe, toca trabajar en casa.

Más en Deporte local