La Región

FÚTBOL

El sudoku de la permanencia en la Preferente Sur

Bande y Velle están pendientes de una serie de resultados marcados por los arrastres de los equipos de Tercera División para poder lograr la salvación

El delantero del Velle, Camba, lucha un balón con el banduense, Pousa (MARTIÑO PINAL).
El delantero del Velle, Camba, lucha un balón con el banduense, Pousa (MARTIÑO PINAL).
El sudoku de la permanencia en la Preferente Sur

Cuando sólo quedan tres jornadas para el final de liga, Bande y Velle apuran sus opciones para mantenerse en una de las ligas más igualadas de las últimas temporadas. En este momento, ambos equipos ourensanos estarían en zona de descenso por culpa de los arrastres de Tercera División.

Para poder tener esperanza de salvación es clave acabar la liga, mínimo, en el puesto 15 (ocupado actualmente por el Bande). En Preferente, tres equipos descienden directamente, a los que hay que sumar los posibles arrastres. Ya hay uno confirmado, el Porriño. Además, el Ribadumia lo está virtualmente. En el peor de los casos habría otro más, el del Céltiga. 

Al ser clubes que bajan directos, de nada sirve fijarse en los descensos de Segunda B a Tercera. Otra cosa es que los de Javi Rey eludieran el descenso directo y bajaran de categoría por el arrastre del Rápido de Bouzas, ya que la caída del Fabril conlleva la del Laracha, club vinculado al Deportivo.

Luis Silva, entrenador del Bande, uno de los equipos implicados,  reconoce que "siempre que se depende de otros equipos, es difícil conseguir la permanencia. Lo primero es intentar quedar como mínimo sexto por la cola y una vez ahí, esperar lo que suceda con la promoción de ascenso a Segunda B".

Mientras, David Rivo, técnico del Velle también asegura que "la salvación está difícil, pero vamos a competir y tratar de ganar el siguiente partido, fue una pena el empate ante el Amanecer, en esta categoría nadie te regala nada y ellos se jugaban lo mismo".

La mejor situación para alguno de los dos equipos ourensanos sería lograr quedar séptimo por la cola, algo que es complicado, pero no imposible. Actualmente, el décimocuarto es el Marcón, que tiene una ventaja de cinco y seis puntos, sobre Bande y Velle, respectivamente. Este domingo, los del Monte da Aira reciben a los pontevedreses en un partido a vida o muerte. "Quedan tres encuentros y este fin de semana es clave la victoria, nos la jugamos y en el equipo somos conscientes de ello, aún vemos posibilidades de salvación", asegura Rivo.

Asimismo, Luis Silva destaca que "aún quedan nueve puntos en juego con enfrentamientos directos y todos los implicados creemos que podemos lograr la permanencia".

Además, aún hay una opción, aunque más remota para obtener la salvación. En el caso de que hubiera varios arrastres de Tercera por descenso directo, uno de ellos se podría eliminar en el caso de que el tercer clasificado de la Preferente consiguiera el ascenso a Tercera, aunque para llegar a esta situación se tendrían que eliminar primero los arrastres de de Segunda B a Tercera con el ascenso de algún equipo gallego a la categoría de bronce.


Un calendario asequible


A priori, los tres encuentros que le quedan a Bande y Velle son asequibles. Los banduenses se miden a Cultural Areas, Valladares y Barbadás, tres equipos que ya no se juegan nada. 

Mientras, los de David Rivo se enfrentan a dos equipos de su liga, Marcón y Mondariz; y al Beluso, que ya hizo los deberes.