Economía

España, suspenso en lujo

Economía

EURO

España, suspenso en lujo

Las actividades turísticas generan valor, pero el sector del lujo se centra es escasos destinos.
photo_cameraLas actividades turísticas generan valor, pero el sector del lujo se centra es escasos destinos.

España consigue captar únicamente el 13% de los turistas de alto poder adquisitivo mundiales frente a más del 30% que alcanzan otros países como Francia, Reino Unido e Italia, según el informe "El turista de lujo en España ¿un desconocido?", presentado en Madrid por el operador de tax free Global Blue.

El informe expuesto en el marco del Excellence Day de Círculo Fortuny, evento que ha reunido este jueves en Madrid al sector de lujo para analizar su contribución al crecimiento del turismo de shopping en España, constata así la falta de posicionamiento de España como destino de lujo para las compras tax free, mercado que representa 90.000 millones de euros anuales.

España capta el 13% de los viajeros de alto nivel, frente países como Francia o Reino Unido, que consiguen un 30%

De hecho, aunque España es el segundo país de todo el mundo en número de llegadas turísticas, ocupa el séptimo puesto en el listado de principales países receptores de viajeros de alto poder adquisitivo. Un ránking que encabeza Francia, que capta un 36% de estos viajeros, seguido de Reino Unido e Italia, ambos destinos con un 31%.

La importancia de los turistas de alto poder adquisitivo es tal que, a pesar de que son un 0,5% del total de viajeros, concentran el 17% del total de las ventas tax free que se realizan en los comercios.

Sin embargo, los turistas de lujo realizan en España un gasto hasta un 62% inferior en comparación con otros destinos europeos. Así, mientras España solamente capta el 37% del presupuesto de los turistas de alto poder adquisitivo que nos visitan, con un gasto medio de 22.000 euros, en otros países europeos la cifra llega a alcanzar el 60%, como en Reino Unido, donde gastan unos 35.000 euros de media en compras.


Conocer al turista


Desde Global Blue se considera que, vista la importancia de este viajero, y con el objetivo de atraer a un mayor número de ellos y generar una mayor predisposición al gasto, resulta imprescindible conocer cómo son, saber lo que demandan y perfilar así lo que España puede ofrecerles como destino.

El informe de Global Blue elaborado expresamente para una de las grandes citas anuales del sector del lujo en España, el Excellence Day de Círculo Fortuny, muestra una radiografía completa del viajero de alto poder adquisitivo, cuyo perfil es el de una mujer, asiática, millennial y que viaja entre tres y cuatro veces al año, con una estancia de entre cinco y diez días cada vez.

Los viajeros de categoría alta suelen gastar al año entre 50.000 y 210.000 euros cada año en artículos de lujo

Además, este turista se caracteriza por su alto desembolso, pues su gasto anual en los viajes se mueve entre los 50.000 y 210.000 euros, sobre todo en artículos de lujo únicos y de colecciones limitadas o exclusivas, además de tener predilección por la joyería (45%) y los complementos (32%), bastante más que por la moda (18%).

Por nacionalidades, la China es la que más turistas de lujo aporta tanto a Europa como a España, representando un 39% de los viajeros de alto poder adquisitivo en España.

Los turistas de lujo del Sudeste Asiático y del Golfo Pérsico representan entre el 15% y el 14% respectivamente del mercado para los países europeos, en España estas nacionalidades solamente concentran el 11% y el 9% de las visitas de dichos turistas.


Otras zonas


En cambio, España sí se muestra más preparado para atraer a viajeros de elite de Rusia y del centro y sur de América, representando el 10% y el 8% de las llegadas de estos perfiles de viajeros a España, mientras que a nivel global estas nacionalidades apenas alcanzan el 6% y el 2%, respectivamente.

Para que España pueda reforzar su atractivo en este mercado y competir con sus vecinos europeos, debe seguir mejorando su posición como destino de compras de lujo para los viajeros de Asia y Oriente Medio. 

"Las claves pasan por conocer sus motivaciones, hábitos y comportamientos y desarrollar así una mejor experiencia, así como realizar una mayor promoción del destino y establecer una mejor conectividad aérea", explicó el consejero delegado de Global Blue, Jacques Stern.