España

El punto final del voto rogado podría llegar antes del verano

España

El punto final del voto rogado podría llegar antes del verano

PSOE y Podemos registran una proposición de Ley que se suma a una iniciativa similar de ERC

Si en el mes de diciembre fue ERC quien registraba una proposición de Ley en el Congreso para eliminar el voto rogado, ayer fue el grupo socialista y Unidas Podemos los que presentaban una iniciativa similar. El objetivo con el que trabajan los principales grupos parlamentarios es reformar la Ley Orgánica del Régimen Electoral General -Loreg- en los aspectos más lesivos para los ciudadanos que residen fuera de España, sobre todo en los farragosos trámites que les obligan a identificarse como ciudadanos españoles, a solicitar o "rogar" el voto y al posterior envío de toda la documentación a España, todo ello en unos plazos de tiempo demasiado reducidos.

Por medio de esta reforma se quiere conseguir el envío automático de todas las papeletas y los permisos necesarios para votar y que lo haga de oficio la oficina de la Junta Electoral Central para todos los inscritos en el Censo de Españoles Residentes Ausentes, al igual que lo hace con todos los residentes en España. 

Para  la diputada Pilar Cancela, secretaria del área de Políticas Migratorias y PSOE del Exterior, el objetivo con el que trabajan es tener aprobada esta reforma antes de que finalice el período de sesiones en junio, de tal forma que las elecciones catalanas sean las últimas en las que se  produce esta "discriminación".  

La propuesta del PSOE y Podemos continúa dejando fuera de la reforma las elecciones municipales, pero afectaría al resto de las convocatorias. El proceso contempla que cada persona inscrita en el CERA reciba un sobre para la votación, dos certificados idénticos de estar inscrito en el CERA, un sobre dirigido a la Junta Electoral Central  y otro sobre a la Oficina Consular, así como una hoja informativa sobre los pasos a seguir. 

Los electores que opten por el voto en urna lo harán entre el octavo y el tercer día, anteriores a la fecha de elección. Deberán identificarse ante el funcionario consular mediante pasaporte, DNI, certificado de nacionalidad o certificación de inscripción en el Registro de Matrícula Consular.

Los electores que opten por ejercer por correo su derecho de voto deberán incluir en el sobre dirigido a la Junta Electoral, además del sobre o sobres de votación, uno de los certificados de estar inscrito en el censo, fotocopia del pasaporte o del DNI. La documentación así ordenada se enviará por correo postal certificado no más tarde del quinto día anterior al día de la elección.

Se amplía el plazo

Otro de los cambios que proponen PSOE y Podemos es prorrogar desde los actuales tres días para la recepción de los votos por correo hasta los cinco días. Precisamente el ajustado plazo con el que debían llegar las papeletas ha dejado fuera del escrutinio muchos de los votos procedentes del extranjero.

Finalmente, ambos partidos quieren solicitar  a la Oficina del Censo electoral que lleve a cabo un procedimiento extraordinario de verificación de datos de las personas españolas inscritas en el Censo de Españoles Residentes Ausentes, para verificar la fe de vida de estos, así como la correcta inscripción de los mismos. También reclaman que se vaya sustituyendo de forma progresiva el envío postal de la documentación por un envío telemático. 



Papeletas que se descargan desde internet 

Uno de los principales problemas para que los españoles en el exterior puedan votar es la tardanza con la que llegan las papeletas de los candidatos, ya que las partidos suelen apurar hasta el último día para cerrar las listas. Esto provoca un retraso en el envío del resto de la documentación. Frente a esta situación, ERC propone una papeleta autorrellenable, en la que sea el votante quien consigne el nombre de los candidatos a los que quiere votar, aunque es consciente de su complejdidad. También el PSOE y Podemos se muestran preocupados por el retraso de las papeletas y consideran que los electores se pueden beneficiar de las nuevas tecnologías descargándose las papeletas desde Internet.  



Usar la valija diplomática en vez de servicios postales

Los servicios de Correos no son igual de eficaces en todo el mundo y en algunos países han generado muchas dudas el proceso de manipulación de las sacas y los plazos de entrega.  Por eso, el PP plantea su sustitución en algunos países por el empleo de la valija diplomática. Desde esta formación proponen el uso de este sistema como el más seguro en aquellos países donde no existe un servicio de Correos eficiente.  Desde el PP también se quiere incrementar los lugares destinados a la votación, incorporando casas de España, casas regionales, Institutos Cervantes y otros centros representativos que aglutinen a la colectividad para realizar el proceso de votación. Todo ellos deben ser atendidos por funcionarios en los días de votación. 

 El PP propone también que se incrementen los días de votación, de tal forma que se pase de los tres actuales hasta los siete.  Finalmente, este grupo político coincide con la proposición de Ley de PSOE y Podemos en que el recuento del voto de los españoles en el exterior se retrase desde el tercer día actual, hasta el quinto día para tener la posibilidad de que lleguen a tiempo todas las papeletas electorales.

Te puede interesar
Más en España