Euro

Revolución tecnológica hacia una nueva economía

Euro

ÁGORA ECONÓMICA

Revolución tecnológica hacia una nueva economía

Las tendencias serán el Cloud Computing, Big Data, Blockchain, Inteligencia Artificial y la Realidad Aumentada

Un buen ejemplo lo tenemos en las tecno-finanzas, una vez que las entidades financieras incorporaron en sus procesos de trabajo las mejoras tecnológicas existentes. En cambio, las fintech, esos nuevos modelos de negocio que han aparecido en el ecosistema financiero de forma disruptiva y operan en los mercados fundamentando su fortaleza competitiva en la aplicación de la tecnología más avanzada, proporcionan el verdadero valor económico de lo que ofertan y acceden a su mercado objetivo a través de un único canal: los dispositivos móviles que utilizan Internet.


ADAPTACIÓN GENERAL


El cambio que se está produciendo en los hábitos de los consumidores y la progresiva interconexión a Internet están provocando una constante transformación de prácticamente todos los sectores económicos y de los modelos de negocio de las diferentes empresas, con la única finalidad de estar preparadas y poder anticiparse a los nuevos requerimientos que representen los nuevos avances tecnológicos. Desde la reducción de costes hasta la posibilidad de individualizar la oferta de producto y servicio a los consumidores, serán elementos que transformen el modo de trabajar de las empresas, en el que una mayor cualificación del capital humano podrá intensificar el efecto de estos avances.

Las tendencias tecnológicas que potenciarán el desarrollo de las empresas en los próximos años, y que formarán parte de su día a día, serán el Cloud Computing, Big Data, Blockchain, Inteligencia Artificial y la Realidad Aumentada. Las empresas deberán reestructurarse en función de estas tendencias que condicionarán el contexto económico en el que estas van a desenvolver su actividad.


DESDE EL BIG DATA HASTA LA IA


Cloud Computing es un sistema de almacenamiento y alojamiento de datos que sustituye a los servidores en las empresas. El objeto de esta tecnología es el de poder disponer de nuestra información en un espacio más accesible, independientemente de nuestra ubicación física.

Big Data es la herramienta que pretende procesar un cantidad ingente de datos con el fin de obtener información que ayude optimizar los procesos productivos y tomar las mejores decisiones, al ser capaces de predecir y adelantarse a los problemas y necesidades del cliente en base a la información obtenida previamente. Este avance supone, en sí mismo, un valor económico por la potencia que tiene en términos de gestión del negocio.

Blockchain es una tecnología de almacenamiento y transmisión de información que funciona sin la necesidad de un órgano central. La propia naturaleza de esta tecnología permite que se puedan realizar transacciones, sin la intermediación de ninguna entidad financiera y con un nivel de seguridad muy elevado. Es por ello que, actualmente, muchas de las entidades financieras tradicionales la utilizan para realizar sus transacciones comerciales.

Inteligencia Artificial, la gran revolución asociada al proceso productivo de las empresas, nos proporcionará la tecnología cognitiva capaz de ejecutar tareas propias de los humanos. Es el concepto del “machine learning” en el que las máquinas serán capaces de aprender en base a los datos que van recabando a medida que desarrollan su actividad.

Realidad Aumentada que consiste en sistemas informáticos que hacen posible el cambio de  un modelo virtual en 3D a la percepción natural de la realidad. Su aplicación tecnológica ya resulta muy útil para el desarrollo de proyectos en ámbitos como la arquitectura o la ingeniería.

Todos estos avances modificarán el modo de trabajar y la forma de gestionar las propias empresas, de hecho, ya se está hablando de trabajadores digitales, una fuerza laboral capaz de gestionar su tiempo de forma más flexible, permitiéndole incrementar notablemente su productividad. Estamos adentrándonos en la era de la “oficina sin oficina” en la que no será preciso disponer de un espacio físico concreto para desarrollar las diferentes tareas necesarias para desempeñar el trabajo.

Más en Euro