La Región

FORO LA REGION

"La gran diferencia en puestos directivos llega cuando una es madre"

Carla Reyes Uschinsky desgranará este martes en el Foro La Región los relatos de su libro "Case iguais"

La periodista y colaboradora de La Región, Carla Reyes Uschinsky (XESÚS FARIÑAS).
La periodista y colaboradora de La Región, Carla Reyes Uschinsky (XESÚS FARIÑAS).
"La gran diferencia en puestos directivos llega cuando una es madre"

"Case iguais" es el recopilatorio de un centenar de artículos sobre igualdad escritos por Carla Reyes Uschinsky en medios de comunicación, entre ellos La Región. Del 2013 al 2018, la periodista y presidenta de la Asociación de Executivas de Galicia, reflexionó sobre casos sangrantes como La Manada y sobre historias inspiradoras como la de Bea. "La escribí para un 8 de marzo, una mujer que vivía en una situación precaria laboralmente, había sufrido violencia de género y se encontraba sola con sus hijos. Me inspiró porque la veía en una situación débil y sin embargo era una mujer con una fortaleza enorme", cuenta. La periodista desgranará los relatos de este libro en el Foro La Región de este martes, a las 20,15 horas en la sede de la CEO (Praza das Damas, 1). Elena Rivo, exdecana de la facultad de Empresariales y Turismo y profesora de este centro, será la encargada de presentar a la ponente. 

Rivo forma parte del proyecto "Referentes galegas" impulsado desde la Asociación de Executivas de Galicia que preside Carla Reyes Uschinsky, un directorio que recopila a las líderes gallegas de diferentes sectores profesionales. 

El título, "Case iguais". ¿Está más cerca de la ironía o de la esperanza?

No sabría contestar, creo que ambas cosas. Sobre todo es un título que está pensando por un hombre, que es mi marido. A él se le ocurrió porque dice que sobre el papel, en el marco legislativo, las cosas están para que haya esa igualdad plena, pero la realidad no es esa. Ese es el casi. Somos iguales en el papel pero en la realidad las diferencias son contundentes.

Ahora estamos más informados sobre el feminismo, hay más conciencia. ¿Ve una evolución en sus artículos, en su forma de escribirlos?

No. Sigo creyendo que el problema es de igualdad de oportunidades. Creo que la conciencia que se ha adquirido socialmente favorece que se hable del tema, pero que las cosas cambien es harina de otro costal. Supone cambios concretos que no se dan solo por la toma de conciencia. La igualdad se tiene que traducir en aspectos concretos de la vida: que la conciliación y la corresponsabilidad no sean solo un asunto de la mujer. Hay que forjar la máquina en el acceso de la mujer a los puestos de dirección. El ser humano tiene conciencia efímera y a lo mejor este asunto es sustituido por otro, como creo que sucedió con los refugiados.

¿Hay oportunismo político? ¿Teme que el feminismo sea un compromiso olvidado?

Todos los partidos, de alguna manera, utilizan movimientos sociales de todo tipo. Ha habido muchísimo postureo en el apoyo a la mujer. Me sigue espantando este circo de: "Yo defiendo más a la mujer que tú". No se trata de eso. Es un problema de carácter social, hemos avanzado y se seguirá avanzando.

Es presidenta de las Executivas de Galicia. ¿Qué diferencias existen hoy entre una ejecutiva o una directiva y un hombre en el mismo puesto?

La gran diferencia a nivel de dirección es el momento en el que las mujeres son madres. Tu carrera profesional queda casi en suspenso. Si la madre era una directiva que viajaba, dejará de viajar, si tenía disponibilidad de 24 horas, la dejará de tener… Y diferencias, por ejemplo, en los permisos. Los padres del sector privado no se acogen a la paternidad, no está bien visto. Y desigualdad salarial. Que no es un tema de comprobar las nóminas, sino los complementos. Dietas, gastos de desplazamiento, incentivos por negocio…. Tampoco los sindicatos han hecho gran cosa para promover planes de igualdad en las empresas.