Galicia

Detectan ‘quedadas’ multitudinarias de jóvenes en una pequeña playa de Vigo

Galicia

VERANO

Detectan ‘quedadas’ multitudinarias de jóvenes en una pequeña playa de Vigo

La playa de Toralla, nuevo lugar de reunión frente al Vao
photo_cameraLa playa de Toralla, nuevo lugar de reunión frente al Vao
El presidente del colectivo vecinal afirma que “en la playa del Vao, con el sistema de parcelas, no hay incidencias, pero sí hemos tenido conocimiento de que hay reuniones en la zona de Toralla, y no podemos permitir que la situación se descontrole”.

Las medidas de control y  restricciones en los principales arenales de la ciudad para evitar la afluencia de personas  ha destapado el interés por otras playas más pequeñas y discretas que se han convertido en lugar para quedadas, en ocasiones, multitudinarias.  Una de ellas es la playa de Toralla, donde en las últimas semanas se han detectado reuniones de hasta medio centenar de jóvenes “sin mascarillas ni distancias de seguridad”, según explicaba un testigo a este diario. 

El más reciente episodio se registraba hace unos días. A media tarde, varios usuarios de la zona daban la voz de alarma por la presencia de decenas de jóvenes que estaban realizando un ‘botellón’. 

La Asociación de Vecinos de Coruxo ha decidido tomar cartas en el asunto. Su presidente, Emilio Pérez, aseguraba ayer que “nos vamos a poner en contacto con la Policía, con la que tenemos muy buena relación, para que intensifique la vigilancia en esa zona”. A su juicio, “es una situación de la que tenemos constancia y nos preocupa porque eleva el riesgo de contagio. No tenemos nada en contra de los jóvenes, pero se deben mantener las medidas de seguridad sanitaria”.

El presidente del colectivo vecinal afirma que “en la playa del Vao, con el sistema de parcelas, no hay incidencias, pero sí hemos tenido conocimiento de que hay reuniones en la zona de Toralla, y no podemos permitir que la situación se descontrole”.

Este fenómeno de ‘quedadas’, que se ha hecho muy popular en las redes sociales, sale a la luz después de que el Gobierno haya decidido endurecer las restricciones ante el incremento de contagios por el coronavirus. Residentes en esta parroquia se mostraban sorprendidos ya que estos encuentros se producen por la tarde eludiendo así los controles sobre el ‘botellón’ que realizan tanto Policía Local como Nacional por la ciudad y que habitualmente se celebran por la noche o de madrugada. Testigos de estas reuniones aseguraban además que se trataba en su mayoría de menores de edad de entre 13 y 14 años.

La nueva directriz sanitaria intensificará los controles en toda la ciudad por parte de las fuerzas y cuerpos de Seguridad del Estado, que trabajarán de forma conjunta para vigilar que se cumplan las medidas adoptadas, entre ellas la prohibición de fumar en la calle si no se puede mantener la distancia de seguridad.

“Ahora se están llevando a cabo los conciertos en Mirambell y  es algo que está funcionando muy bien, no queremos que las reuniones sin control de jóvenes pongan en riesgo sanitario a los vecinos o estropeen actividades culturales como la que he citado”, explicó el presidente de la Asociación de Vecinos de Coruxo.