La Región

SUCESO

Una embarazada pierde al bebé tras ser atropellada en Vigo: "Estamos destrozados"

Cruzaba de noche en Cabral e iba a dar a luz esta semana. "Estamos destrozados", dice su pareja, que alerta que la zona está mal iluminada.
Dahiana, Virginia, madre de la víctima, y José María, pareja de la joven, ayer en el Álvaro Cunqueiro.
Dahiana, Virginia, madre de la víctima, y José María, pareja de la joven, ayer en el Álvaro Cunqueiro.
Una embarazada pierde al bebé tras ser atropellada en Vigo: "Estamos destrozados"

“Estamos destrozados, tan solo esperamos que salga de esto, pero está muy mal”, señala José María Minguéns a Atlántico. Él es la pareja de Ruth, la joven embarazada de 24 años que fue atropellada en la noche del viernes en la parroquia viguesa de Cabral. La chica, de nacionalidad paraguaya, se encontraba en la última etapa del embarazo y salía de cuentas a partir de este mismo martes. Fruto del accidente, la joven perdió el bebé, siendo precisa la intervención de los médicos para practicarle una cesárea de urgencia. Ruth está en estado grave, ingresada en la Unidad de Cuidados Intensivos del Hospital Álvaro Cunqueiro, donde la acompañan sus padres, su hermana y su pareja. 

El atropello tuvo lugar a la altura del número 125 de la Avenida Tranvía, en un paso de peatones ubicado a escasos metros de la Asociación de Veciños Cultural Feira de Cabral, en torno a las 22,30 horas del viernes. “Yo estaba trabajando en la Cultural y Ruth salió porque se iba a casa y quería coger el autobús. La atropellaron en el paso de peatones que hay justo enfrente. Estaba muy oscuro y me enteré porque la gente empezó a gritar que acaban de atropellar a una mujer embarazada”, indica José María, todavía en estado shock. Él y su mujer esperaban su segundo hijo, pero el atropello ha supuesto un giro completo en sus vidas. “Estamos viviendo un momento muy desagradable.

Está muy mal ahora mismo y tiene lesiones internas. Desde que la ingresaron no paran de hacerle transfusiones”, reconoce este joven de 26 años, quien añade que “desgraciadamente el niño está muerto, pero solo esperamos que ella pueda recuperarse. No sabemos cómo podrá acabar pero lo más importante es que salga de esta”. El suceso ha conmovido a la parroquia de Cabral y desde la noche del viernes,  el apoyo de vecinos y amistades próximas no deja de llegar a los familiares de la joven embarazada.

Desde la propia Asociación de Veciños Cultural Feira de Cabral se sumaron a las condolencias por la pérdida del segundo hijo de la pareja a través de las redes sociales: “Lamentamos la muerte del niño, hijo de José, socio de la Asociación de Veciños. Deseamos la pronta recuperación de la madre y damos ánimos a la familia en estos días de tanto dolor”.