Galicia

En la pública intimidad del partido

Galicia

La escoba

En la pública intimidad del partido

Cartel de Caballero al lado del templete donde hizo el mitin Calviño (SUSO ARJOMIL)
photo_cameraCartel de Caballero al lado del templete donde hizo el mitin Calviño (SUSO ARJOMIL)
El domingo mitineó en su ciudad natal Nadia Calviño, vicepresidenta tercera del Gobierno y ministra de Asuntos Económicos y Transformación Digital, pero hubo gente que estaba al lado del acto y se enteró al día siguiente por la prensa.  

El domingo mitineó en su ciudad natal la coruñesa que cuenta con el respaldo de Angela Merkel para presidir el Eurogrupo pero una gran parte del personal se enteró el lunes por la prensa. Ni siquiera la inmediatez de las redes sociales propició que Nadia Calviño, vicepresidenta tercera del Gobierno y ministra de Asuntos Económicos y Transformación Digital, notase el cariño de sus vecinos por la comprensible desconexión dominical. Gonzalo Caballero, candidato socialista a la Xunta de Galicia, malgastó la baza de la vicepresidenta para aumentar la cotización de su candidatura. Le quedará el consuelo de que la lluvia le jugó una mala pasada y le quedaba la plaza de Betanzos para firmar un acto numeroso, pero el respaldo de Calviño a su proyecto en A Coruña se quedó en la pública intimidad del partido. 

"No entiendo que aparques el autobús en el centro de A Coruña y no anuncies que estará Calviño, es muy querida"

"Yo estaba al lado, en el Casino, y no me enteré de que iban a hacer un acto", comenta un hombre al que le apasiona la política en una cafetería de la calle Real. "Yo tuve que bajar a hacer unas cosas en el bar a puerta cerrada y vi que estaba el autobús de dos pisos del PSOE, pero también acabo de enterarme por el periódico de que Nadia Calviño dio un mitin en el quiosco de la música donde se celebran los conciertos de habaneras y música tradicional en las fiestas de  agosto", añade la propietaria del establecimiento para que el lugar del acto quede claro. "Si lo llego a saber voy porque en un sitio tan amplio no hay ningún riesgo de contagio", prosigue con la explicación. 

Cliente y hostelera entablan un debate sobre las campañas electorales que no debería pasar desapercibido para los que diseñan la agenda de las formaciones políticas y más con las obligadas limitaciones por la pandemia de covid-19. Y atentos a lo que pueda suceder en A Mariña lucense hasta que el 12 de julio toque ir a las urnas, como avisó el pasado sábado un veterano socialista en Lugo al periodista. "Es una zona en la que los chavales se mueven de un lado para otro en coche, los contagios pueden dispararse y la campaña y las elecciones pueden verse perturbadas". Toca cruzar los dedos y confiar en que esto no suceda por el bien de todos. 

"¿Quién es Pancho Casal? Porque que en la TVG sale siempre después de Feijóo?, pregunta un coruñés

Hostelera y cliente continúan con sus reflexiones, entre las que se cuela que Iván Espinosa de los Monteros estuvo tomando unos cacharros por la calle de la Barrera y le pidieron unas cuantas fotos para pasar el trago del acto celebrado en la cafetería La Olímpica que contó con más presencia de manifestantes contra Vox en la calle que simpatizantes en el interior del local.  La carga de la Policía Nacional disolvió la convocatoria, pero Vox consiguió otra vez el efecto pretendido, que no es precisamente la indiferencia. 

El cliente se quedó chafado por no haber podido saludar a Nadia Calviño y la hostelera confiesa que, aunque no suele acudir a actos políticos, también se acercaría a ver a una economista que está agrandando su perfil político.  "Yo vi que aparcaban el tronco móvil, como le llamo al autobús, en el Obelisco, pero en ningún momento pensé que iban a celebrar un acto. Traes el autobús, lo aparcas en el centro de la ciudad y no anuncias con un micrófono que en un rato va a haber un mitin en el que estará la mujer que dirige la economía del Estado. No puedo entenderlo. Es como si Lendoiro hubiese fichado a Bebeto sólo para motivar a la plantilla en los entrenamientos". La hostelera asiente sin desatender la faena.  

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Carteles de Ana Pontón (SUSO ARJOMIL)

Campañas de antes

En la conversación se cuela un colega recién llegado que pone sobre el mostrador la mascarilla roja que lucen los socialistas. "A ver si va a ser que Nadia Calviño hace milagros y yo no me he enterado", apunta a modo de chanza. "Tendrás que reconocer que a la gente le cae bien, y sobre todo en A Coruña. Y ya que lo dices, a Gonzalo Caballero, que parecía tenerlo más fácil hace unos meses, ahora no le vendría mal un milagro. Con un tipo anunciando por la calle el acto con un megáfono  como se hacía antes o poniendo a un propio a repartir folletos reunían a esa hora a bastante gente", responde el primer cliente. El segundo aclara que la mascarilla se la trajo su padre de Betanzos y que Calviño tuvo cintura para reunirse con los trabajadores de la planta de Alu Ibérica, antigua Alcoa, que buscan garantías para conservar sus puestos de trabajo. 

"¿Oye, a qué hora es el debate?, pregunta el recién llegado. Ahí sí se juegan todos mucho". Hay consenso en que  las campañas  de grandes mítines y cartelería a esgalla ya no volverán porque ahora, y más con la pandemia, se disputan en escenarios digitales. "Por cierto, ¿quién es Pancho Casal? Veo que siempre sale en la TVG después de Feijóo? El enterado se encoge de hombros.

OLYMPUS DIGITAL CAMERA

Carteles de Alberto Núñez Feijóo (SUSO ARJOMIL).