La Revista

Almería, bellas playas y paisajes únicos

La Revista

LA REVISTA

Almería, bellas playas y paisajes únicos

Almería.
photo_cameraAlmería.

La ciudad ofrece playas casi vírgenes y un peculiar interior semidesértico

Almería  es la más oriental de las capitales andaluzas que está domina por un litoral de playas casi vírgenes y un interior marcado por peculiares ecosistemas semidesérticos. El que fuera uno de los puertos más importantes del Califato de Córdoba, cuenta con su Alcazaba y su Catedral a orillas del Mediterráneo como dos de los puntos más interesantes de visita. Calles estrechas de fachadas encaladas componen parte del panorama de su casco histórico.


Almería tiene su origen en la necesidad defensiva de los árabes. Fue Abderramán III quien fundó la Alcazaba que dio nombre a esta ciudad, Al-Mariy-yat (La Atalaya). Se trata de la mayor fortaleza construida por los musulmanes en España y albergaba, en el interior de su triple muralla, palacios y mezquitas. Durante esta época (s. X), Almería era el principal puerto comercial del Califato de Córdoba y, en su medina, funcionaban más de 10.000 telares. Enclavadas también sobre el cerro de San Cristóbal –son recomendables las vistas sobre el casco antiguo y el puerto-, se encuentran las Murallas de Hayrán. Su construcción se remonta a los días de los Reinos Taifas. Junto a ellas se encuentra el Centro de Rescate de la Fauna Sahariana. Y, como en casi todas las localidades de origen defensivo, el resto del caserío se extiende bajo la Alcazaba; en este caso, hasta el Mediterráneo. Excavadas en las faldas del cerro de San Cristóbal, se encuentran las viviendas trogloditas que conforman el barrio de La Chanca.


La Catedral de Almería es otro de los puntos obligados del recorrido. Su poderosa estructura se levanta en pleno centro de la ciudad antigua. Dotada de torres, almenas y gruesos muros, la Catedral se asemeja más a una fortaleza que a un templo. Aquí cerca se asientan el Convento de las Puras y el Palacio Episcopal.
En la comercial calle de las Tiendas se alza la iglesia de Santiago el Viejo, cuyas características principales son su portada plateresca y la esbelta torre de más de 50 metros que se eleva a su vera. Edificada sobre una antigua mezquita árabe, la iglesia de San Pedro es de estilo neoclásico. Otro importante templo es el de San Juan, en el que se pueden ver los restos de la mezquita sobre la que se levantó la construcción actual.
En este casco histórico se encuentran las instituciones fundamentales de la capital almeriense: el Gobierno Militar, el Hospital Provincial, el Ayuntamiento, el Teatro Cervantes, el Gobierno Civil y el Palacio de Justicia.

Comentarios