CICLISMO

Los 4 días, de vuelta

La competición ourensana se iniciará mañana con más de 160 inscritos y un recorrido exigente en Baños de Molgas

Un grupo de participantes durante la Challenge de la pasada temporada (MARTIÑO PINAL).
Un grupo de participantes durante la Challenge de la pasada temporada (MARTIÑO PINAL).
Los 4 días, de vuelta

Con la Semana Santa vuelve una cita deportiva habitual en el calendario provincial, la Challenge 4 días de Ourense.

Con la estación de tren de Baños de Molgas como centro neurálgico de la cita ciclista, el recorrido será practicamente el mismo que en la edición de 2018, de la que los deportistas dieron una opinión más que positiva.

De esta forma, desde las 11:10 horas de la mañana, los inscritos disputarán cuatro competiciones individuales que computarán para una clasificación conjunta final, en la que habrá que participar en al menos tres para optar al título. 

Con la lista de inscritos todavía abierta, son ya más de 160 ciclistas los que han confirmado su presencia en la línea de salida del jueves, contando desde la organización que serán aproximadamente 180 los que estarán en cada una de las jornadas.

Carlos Moure Fraga, organizador de la prueba, destaca a pocas horas de que comience que "estamos muy contentos con el número de participantes y el nivel que vamos a tener durante los cuatro días de competición. Al coincidir la prueba con un puente largo a nivel nacional se está inscribiendo mucha gente de fuera y eso hará que aumente la rivalidad en todas las pruebas ya que habrá corredores vascos, catalanes o de Castilla y León. El formato challenge también resulta atractivo porque permite estar solo en algunas pruebas pero aspirar a algo".

Entre los favoritos que cita Moure destaca la presencia del vencedor de la pasada edición Aser Estévez, que defenderá el cetro conseguido en Ourense ante Iago Alonso, Rubén Fernández o Mikel Núñez, entre otros.

La primera prueba, que se disputará mañana, llevará a los participantes a un recorrido de 70 kilómetros; para el viernes, 72,60 kilómetros con final en alto, una de las novedades de la pasada edición; el sábado, 61,31 kilómetros y el domingo, la competición clave con 62,1 kilómetros, en la que los deportistas afrontarán el siempre determinante alto de Piuca, en el que los favoritos se jugarán el título en la Challenge.