La Región

FITNESS

"Mens sana in corpore sano" con Be Five Experience

El programa deportivo +Deporte y el gimnasio Be One organizaron una actividad con más de medio millar de participantes y cinco escenarios deportivos en Eiroás

Panorámica del campo de Eiroás con las zonas deportivas donde los participantes, al ritmo marcado por los monitores de Be One, quemaron calorías con la actividad +Deporte.
Panorámica del campo de Eiroás con las zonas deportivas donde los participantes, al ritmo marcado por los monitores de Be One, quemaron calorías con la actividad +Deporte.
"Mens sana in corpore sano" con Be Five Experience

"Orandum est ut sit mens sana in corpore sano" (Debemos orar por una mente sana en un cuerpo sano). Así citaba el autor romano Décimo Junio Juvenal entre los siglos I y II después de Cristo. Ese es el objetivo que tiene el programa deportivo +Deporte de La Región y la meta del gimnasio Be One de Ourense. 

Para esa finalidad, +Deporte y el gimnasio ourensano firmaron una de las actividades más multitudinarias de todo su calendario. El campo de Eiroás fue testigo de cinco escenarios donde más de medio millar de hombres y mujeres sudaron, se divirtieron y promovieron valores deportivos. 

Ropa cómoda, camiseta amplia o ceñida, pelo recogido, gafas de sol... Cada "look" formaba un paisaje lleno de color para realizar cinco modalidades divididas por escenarios: body pump, bike, gap, sh'bam y body combat.

La nota gris fue el descanso obligado por el fallo de electricidad en momentos puntuales. Un "break" que los participantes acogieron con diversión y sobre todo alguno para poder refrescarse y respirar hondo para recargar energías. 

Además, la actividad contaba con un mini centro comercial en el que se podía adquirir material deportivo, una zona de foodtrack para degustar comida ecológica o vegana, así como stands de las entidades organizadoras y colaboradoras.

No hubo quejas, tampoco excusas, solamente con el aplauso final de todos los participantes queda constancia del éxito de la actividad. Los más pequeños también tuvieron su espacio. Se divirtieron, bailaron y acabaron tan cansados como los mayores.