Monterrei

Caballero llama a la Xunta a "recular" y retirar el consentimiento reforzado del Hospital de Verín

Monterrei

Sanidad

Caballero llama a la Xunta a "recular" y retirar el consentimiento reforzado del Hospital de Verín

Gonzalo Caballero, durante su visita al hospital de Verín.
photo_cameraGonzalo Caballero, durante su visita al hospital de Verín.
El secretario xeral del PSdeG pide que el Hospital de Verín tenga los mismos mecanismos de seguridad y consentimiento “análogos” al resto de los hospitales comarcales

El secretario xeral del PSdeG, Gonzalo Caballero, ha pedido este viernes a la Xunta de Galicia que rectifique a fin de que el Hospital de Verín tenga los mismos mecanismos de seguridad y consentimientos “análogos” al resto de los hospitales comarcales tras considerar “un invento” las condiciones del Sergas para que las mujeres puedan dar a luz en Verín.

“La Sanidad pública es segura, tiene que ser segura y los políticos tienen que garantizar que tiene todos los mecanismos de seguridad y consentimientos y que son análogos a cualquier otro hospital”, ha esgrimido el secretario xeral, antes de la reunión mantenida con el personal encerrado para protestar contra la decisión de Núñez Feijóo de clausurar el paritorio.

En declaraciones realizadas a los medios, Caballero ha rechazado el polémico consentimiento informado, reforzado y ha emplazado a la Xunta a “poner fin” a esa estrategia que considera que solo busca "restar credibilidad a los profesionales y a meter miedo a las mujeres”.“No se puede aceptar”, ha zanjado el dirigente socialista, quien ha considerado “un invento” el consentimiento informado, reforzado, “algo específico para Verín que no se puede aceptar” y ha cuestionado los “argumentos falaces” sobre la falta de pericia de los profesionales.

Durante su intervención, el dirigente socialista ha puesto la lucha en Verín como “una referencia” a la hora de “impedir un diagnóstico que estaba prescrito que era el cierre de un paritorio” y de lo que “nos jugamos” como país, que es tener “una sanidad de calidad, específicamente en el rural”.

Para Caballero, fue "imprescindible una movilización ciudadanía, amplia rotunda y clara en todo Ourense y en toda Galicia para frenar un plan que estaba decidido como era cerrar paritorio con unos criterios que alegaban que eran técnicos pero que eran políticos” y que dejó a Feijóo y al PP en “en posición minoritaria”.

En paralelo, ha acusado a la Consellería de Sanidad de querer “quitar la voz” a la ciudadanía e impedir la colocación de carteles de “Verín non se pecha” en lo que ha calificado un intento “silenciar y eliminar libertad de expresión en defensa sanidad pública”.

Por su parte, el jefe del servicio de Ginecología del Hospital de Verín, Javier Castrillo, ha valorado la reapertura de paritorio a partir de este lunes y la consiguiente vuelta “a la normalidad”. “Tendremos pediatras, tendremos matronas, ginecólogos y podrá ser un servicio normal”, ha esgrimido Castrillo, quien no descarta una “mejora del servicio”, con la incorporación de una pediatra “a tiempo completo” y otros dos de apoyo “a tiempo parcial”.

Con todo, ha cuestionado ese consentimiento informado y reforzado y ha advertido de que “no pueden imponer un consentimiento diferente al de cualquier hospital”.“Somos un hospital de primer nivel como otros de Galicia, tenemos unos medios y unas atribuciones concretas, tenemos que actuar en consecuencia”, ha apuntado Castrillo.A este respecto, ha avanzado que los profesionales no van a “aceptar abrir un paritorio con unos medios que no son los necesarios y los suficientes para dar una correcta asistencia”.