ENTREVISTA

"Hemos cumplido con creces el objetivo de dar el pretendido salto internacional"

Carlos Montero tardó en coger el teléfono en la tarde de ayer. Es, con Jorge Máximo Godás Limia, el otro de los padres de la idea del festival internacional de cortos de Verín que ayer ya sí bajo del todo el telón

Carlos Montero, en el estrado, el sábado noche, clausurando el festival cinematográfico.
Carlos Montero, en el estrado, el sábado noche, clausurando el festival cinematográfico.
"Hemos cumplido con creces el objetivo de dar el pretendido salto internacional"

Carlos Montero tardó en coger el teléfono en la tarde de ayer. Es, con Jorge Máximo Godás Limia, el otro de los padres de la idea del festival internacional de cortos de Verín que ayer ya sí bajo del todo el telón con la última sesión del homenaje a los 20 años del Máster Documental Creativo de la Universidad Autónoma de Barcelona y la proyección de las producciones galardonadas en la tarde noche del sábado. Han sido mucho más de diez días de intenso trabajo para poner en marcha la segunda edición del certamen de cortometrajes que un año más le ha tocado dirigir, sin olvidar sus labores de responsable de prensa en el Concello de Verín. 

La primera pregunta es casi obligada. Tiene que hacer un balance de lo que ha sido esta segunda edición. 
Creo que, por encima de todo, el objetivo pretendido del salto internacional lo cumplimos de sobra. Llegó a haber en torno a 40 invitados de muy variopintos países. Este año se generó industria, logramos generar un punto de encuentro del medio. 

Sea autocrítico. ¿En qué deben mejorar para futuros certámenes?
Ese salto internacional hace que la estructura de capital humano deba mejorarse. La gestión enorme de preproducción se complicó muchísimo y algunas labores no tenidas en cuenta deberán ser consideradas, como pudo ser el tráfico de copias de los filmes seleccionados. 

¿Mantendrán las fechas elegidas para la presente edición el próximo año?
A día de hoy no podría asegurarlo. A mí, personalmente me queda la espinita de poder desarrollarlo en el verano. Pero, todo depende de la financiación, de cuando se apruebe el presupuesto. Y, además, debe de encajarse en fechas en las que no coincida con otro festival.
 

¿Cómo ha sido la respuesta del público de a pie?
Todavía no tenemos datos definitivos, pero estoy contento con la respuesta del público. Es verdad que el arranque, los días lunes y martes, costó, solamente estaba la gente de Verín. Pero en cuanto llegó el puente la tendencia se invirtió, y comenzamos a comprobar el tirón exterior del festival. Aunque un certamen así no se consolida en un par de años. 

¿Y del resto de colectivos y agentes sociales, como la oposición en el Concello?
A nivel respuesta de colectivos, no puedo quejarme. Pero, sin duda, eché en falta una mayor presencia de todos los colores políticos. Sí estuvo la Deputación, representada por Ana Villarino, en la gala inaugural, y en la de clausura también el alcalde de Vilardevós. La Mancomunidad mostró su apoyo expreso mediante un comunicado. Me gustaría haber podido ver a algún edil de la oposición verinense en alguna de las galas. 

Entre los premiados hay muchas producciones foráneas. ¿Eso es síntoma de la baja calidad y/o producción en la comunidad y en España?
En absoluto, el corto ganador es español. Aquí hay cine de muchísima calidad, de 21 países presentados ganó un español. El que hubiese muchos foráneos premiados es el resultado del salto internacional del que hablábamos.