España aún no recibió alimentos que tengan que ser analizados

España no recibió todavía ningún producto procedente de Japón susceptible de ser sometido a controles específicos para controlar la presencia de radiactividad.
Según informó ayer el Ministerio de Sanidad, España importa muy pocos productos alimentarios procedentes de Japón, y precisó que las importaciones de ese país no llegan al 0,01 por ciento del total de las importaciones anuales de alimentos de España y de que en su mayoría se trata de pescado congelado. La ministra de Sanidad, Leire Pajín, calificó de 'ínfima' la cantidad de productos alimentarios que llegan a España procedentes de Japón, y aseguró, además, que todos los barcos españoles o de la UE que faenan por la zona lo hacen fuera de la zona de riesgo que se ha decretado.

Las partidas procedentes de Japón que hubieran salido hasta el 14 de marzo (fecha del terremoto) se someterán a los controles habituales previstos para la importación o introducción de productos en la Unión Europea, y las partidas que hayan salido después de esa fecha se someterán a un control físico para analizar los niveles de radiactividad. En España se adoptó la decisión de multiplicar por cinco los controles a los productos importados, precisó Sanidad. Los controles consisten en un control físico con toma de muestras para determinar el nivel de radiactividad al 50 por ciento de las partidas (frente al 10 por ciento recomendado por la UE).


MÁS CONTROLES

Los Veintisiete aprobarán mañana realizar controles más estrictos sobre las importaciones de alimentos y piensos procedentes de Japón con el objetivo de evitar que partidas contaminadas por radiación lleguen al mercado comunitario.

Te puede interesar