El cuerpo exhumado en Filgueira no es el de Cesar Alberte Domíguez, edil de Arnoia asesinado en 1936

Cementerio de Filgueira, en Crecente
photo_camera Cementerio de Filgueira, en Crecente
Los estudios de genética llevados a cabo en los restos aparecidos en el cementerio de Filgueira, en Crecente (Pontevedra), descartan que sea Cesar Alberte Domínguez, el concejal de Arnoia secuestrado y desaparecido en el año 1936.

Los estudios no han sido concluyentes. “Es una espina clavada, de momento”, comentaba Fernano Serrulla, responsable de la unidad de antropología forense del Imelga, quien confirmaba los resultados negativos que ha arrojado en análisis genético “extremadamente complejo” llevado a cabo en el esqueleto del único individuo parecido en el atrio de la iglesia.

Se trata de la segunda vez que se busca a César Alberte. La primera fue en el año 2011, a instancia judicial y a petición de su hija -hoy fallecida- quien en el transcurso de un funeral en Filgueira, recibió la impactante revelación de que su padre estaba enterrado allí por parte de un testigo, de aquellas un niño, que vio recoger el cuerpo del río y enterrarlo bajo unas escaleras. En aquel momento,  se realizaron dos exhumaciones y el propio Fernando Serrulla constató que no coincidían con el edil ourensano.

La exhumación llevada a cabo en el atrio de la iglesia de Filgueira en 2021, dentro del plan cuatrianual de Memoria Democrática en Galicia en el que participan el Imelga y la USC, se encontró un esqueleto con signos de violencia y en posición anormal (restos revueltos) y cuatro cráneos con disparos de arma de fuego. “E análisis completo a concluido que el individuo no es César, pero queda demostrado que la parte de atrás del cementerio es un lugar de memora”, comentaba Serrulla, afectado por el resultado de las pruebas dada la implicación y relación generada con la familia después de 13 años, y de quienes siempre ha tenido palabras de apoyo y agradecimiento al trabajo realizado.

Te puede interesar