Ourense

Admite que lanzó medio kilo de cocaína desde el coche al ver a los agentes

Ourense

TRIBUNALES

Admite que lanzó medio kilo de cocaína desde el coche al ver a los agentes

La conformidad se ratificó ayer en la sala de la Audiencia (ARCHIVO)
photo_camera La conformidad se ratificó ayer en la sala de la Audiencia (ARCHIVO)
La Audiencia condenó a tres personas por traficar con drogas en O Barco

La macrooperación Henriquillo que en enero de 2018 culminó con 13 detenidos en O Barco, Cea, Ourense y Maside por su presunta participación en un delito de tráfico de drogas en varios puntos de la provincia se zanjó ayer en una mini vista en la Audiencia tras el acuerdo alcanzado por el fiscal antidroga de Ourense, Miguel Ruiz, y los letrados de los tres únicos acusados. 

A David D.Q. le aplicó la atenuante de toxicomanía, lo que le  redujo la pena a dos años y 10 meses de cárcel y multa de 55.000 euros, con un mes de responsabilidad personal subsidiaria en caso de impago (el ministerio fiscal en su calificación provisional le pedía cuatro años y dos meses de cárcel).

De esta forma, David D.Q. admitió que el 7 de diciembre de 2017 arrojó desde la ventanilla de su vehículo 560 gramos de cocaína de gran pureza (74,89%), valora en 56.541 euros. Había visto a una patrulla de la Guardia Civil que realizaba un control en la A-52 a su paso por Allariz y se asustó. Llevaba la droga porque era una de las personas encargadas de su distribución por la provincia.

La misma sentencia condena a Tirso Alejandro F.C. a tres años de cárcel y multa de 5.200 euros. En el registro de su casa, aparecieron sustancias estupefacientes  -26 gramos de cocaína,  cannabis y unas pastillas de éxtasis, sustancias valoradas en 5.176 euros-.

 En una nave emplazada en Listanco (Maside), se decomisaron 7,5 gramos de cannabis y útiles para manipular la droga (báscula, cuchillos y tijeras). 

Por último, Omar Antonio I.M. aceptó un año y nueve meses de cárcel y multa de 1.000 euros. Hubo un registro en su casa de O Barco en donde fueron incautadas tres bolsas que contenían cannabis, en total  170,6 gramos, que estaba destinada a la distribución.

Los dos últimos tenían antecedentes penales. Tirso había sido sentenciado por la Audiencia de Vigo por falsificación de documentos públicos y a Omar le constan condenas por lesiones, conducción bajo la influencia de bebidas alcohólicas y la negativa a realizar la prueba.