La Región

CONCELLO

La número tres de Jácome renuncia a ser edil y abre la primera crisis en DO

La salida de Rebanales deja sin dueño las áreas de Comercio y Seguridad, sin que se descarte una reestructuración competencial

La número tres de Jácome renuncia a ser edil y abre la primera crisis en DO

Democracia Ourensana afronta su primera crisis de gobierno tras confirmarse este domingo la dimisión de Ana Isabel Rebanales, número tres del proyecto con el que el actual alcalde de la ciudad, Gonzalo Pérez Jácome, concurrió a las elecciones municipales de mayo y considerada como una pieza fundamental del equipo por su trabajo y conocimientos.

Sin embargo, "la presión" por el trabajo diario que asumió Rebanales desde hace dos semanas cuando Jácome distribuyó las áreas de gobierno, situándola al frente de Seguridad Ciudadana y Comercio, ha empujado a la edil a presentar su renuncia, al no verse capacitada para sacar adelante las necesidades de la misma con las condiciones actuales en esos departamentos.

"Discrepancias internas de organización, estrictamente de estrategia profesional concerniente a las concejalías que dirigía y por las divergencias y puntos de vista distintos sobre cómo encarar el mandato han sido los factores decisivos para que decidiese no continuar", explican desde DO en un comunicado, al que su portavoz, Miguel Caride, añade los problemas de personal existentes en el Concello.


Explicaciones


"Es desastrosa la situación, hay bajas, no hay técnicos y es entendible que haya cierta frustración. Se impuso quizá un exceso de responsabilidad y no se trata de buscar excusas, sino dar una explicación. El aterrizaje está siendo muy duro porque está todo deslabazado, hay que solucionar lo del personal porque si no, mal vamos", expone Caride, que niega "cualquier problema personal o político" en DO, así como hablar de crisis.

En este sentido, el partido señala que Rebanales "es uno de los valores más importantes en DO y que siempre contará con ella por su alta capacidad y competencia", sin descartar la posibilidad de que sea contratada como trabajadora eventual. Esta ya fue concejala en el mandato anterior, aunque también renunció al acta menos de un año después de las elecciones, esa vez por razones personales al cambiar de residencia.


Reorganización


A diferencia de la renuncia formalizada en el pleno del viernes de Ana Isabel Bertólez, que ni siquiera llegó a asumir ninguna competencia al conocerse tras la investidura que era inviable su continuidad por motivos familiares, la renuncia de Rebanales y el dejar sin dueño áreas tan importantes como Comercio o Seguridad Ciudadana hace que DO no descarte que haya una reestructuración competencial para afrontar el mandato.

Eso no iba a suceder con la entrada de Manuel Álvarez en la Corporación, al que se le reservaban las concejalías de Servizos Xerais, Transparencia y Sistemas de Información, ahora mismo en manos de Jácome. Ahora, de confirmarse el reemplazo de Ana Isabel Rebanales por María del Mar Fernández Dibuja (la siguiente en la lista), queda por ver si el alcalde ourensano entrega a esta las mismas competencias o hace un nuevo reparto para encajar perfiles. Fernández Dibuja, por el momento, opta por no hacer declaraciones y se remite al partido sobre las decisiones que se puedan adoptar.

Fuentes de DO explican que está prevista la celebración en la mañana de hoy de una reunión para adoptar una decisión. Con todo, los cambios tardarán en ser efectivos, ya que en el próximo pleno que se celebre tomará posesión Manuel Álvarez y se formalizará la renuncia de Ana Isabel Rebanales, debiendo aguardar a una sesión plenarias posterior para que DO complete sus siete concejales.


Respeto desde el PP


El teniente de alcalde, Jorge Pumar, confía en que el gobierno no se verá afectado por estos cambios, aunque señala que "esto nos viene a decir que es una cosa ver y opinar desde fuera sobre el Concello y otra gobernar".

Con todo, el popular respeta la "decisión personal" y considera una "pena" la salida de Rebanales, "una gran persona y una gran profesional como ya había demostrado en la oposición". 


"Planificado, grupo non preparado" o "sen ideas claras", críticas desde la oposición


Los portavoces de los grupos de la oposición también hacen su particular lectura sobre los primeros problemas en las filas de DO tras haber perdido a dos de los concejales elegidos en los comicios.

El líder del PSOE, Rafael Rodríguez Villarino, escapa de la visión de que todo se deba a la "improvisación" y apunta que "todo estaba previsto y planificado", señalando a los de Gonzalo Pérez Jácome "como un partido en el que todo es apariencia y que llevaba solo mujeres por la ley de paridad" en las listas. "Son personas sin escrúpulos, esto era conocido y solo había que esperar el momento, no será la última", augura el socialista.

Por su parte, el portavoz de Ciudadanos, José Araújo, opina que DO "estase dando un baño de realidade" en sus primeros días al frente del Concello. "Eran un grupo pensado para criticar e non preparado para gobernar, descoñecen todas as áreas e hai un alcalde que non sabe manexar, polo que todo apunta a que o farán  mal, sen olvidar que son a cara B do PP".

También se manifiesta el responsable del BNG, Luis Seara, que recuerda que "para prosperar en DO hai que ser sumisos a Jácome e non cuestionar absolutamente nada", en alusión a las críticas del alcalde a la "mafia policial". Añade el nacionalista que "Ourense está nun estado crítico e precisa un goberno coas ideas claras", preguntándose "se a estabilidade é a que lle vai dar alguén que en apenas un mes leva xa dúas dimisións".